Mesa De Expertos | El Reto Del Gas Renovable

Transformar residuos en energía

De izquierda a derecha, Julia Company, Carlos Lamora, Juan Manuel Belda, María Pérez, Irene Aguado y Daniel Zurriaga. /Damián Torres
De izquierda a derecha, Julia Company, Carlos Lamora, Juan Manuel Belda, María Pérez, Irene Aguado y Daniel Zurriaga. / Damián Torres
Expertos en sostenibilidad, gas natural, economía circular e innovación debatieron en una mesa de trabajo donde alcanzar una vida saludable es el objetivo de todos
A. SANFELIU

Optimizar los residuos que genera la población para lograr una vida más saludable no es una cuestión del futuro. Información y, sobre todo, concienciación y prácticas saludables en la población son los ejes en los que se debe actuar para impulsar un modelo de economía y sociedad sostenibles y responsables con el presente y con el futuro de nuestras generaciones.

Esta es una de las conclusiones a las que llegaron los participantes de la Mesa de Expertos que organizó LAS PROVINCIAS y NEDGIA Cegas y que, bajo, el título «Transformar residuos en energía: soluciones de movilidad sostenible», reunió para debatir en torno a esta y otras cuestiones a Juan Manuel Belda, director general de NEDGIA Cegas; Julia Company, directora general de Ivace; Carlos Lamora, CEO de EDAR Bens; María Pérez, directora gerente de la Autoridad de Transporte Metropolitano de Valencia e Irene Aguado, responsable de Sostenibilidad de la Agencia Valenciana de Innovación. El debate, moderado por la periodista Carmen Bort, puso sobre la mesa la inexcusable apuesta por el gas natural, tal y como indicó el director general de NEDGIA Cegas, Juan Manuel Belda, quien añadió que ahora está mas extendido en el uso doméstico, «pero el siguiente paso es que sea una realidad también en el transporte».

«En Valencia se alcanzan cotas de contaminación de más de 100 puntos»«Hay que pensar que estamos en un periodo de transición»

«En Valencia se alcanzan cotas de contaminación de más de 100 puntos»«Hay que pensar que estamos en un periodo de transición» Irene aguado | Resp. de Sostenibilidad de la AVI

«El estudio que desde la Autoridad de Transporte Metropolitano de Valencia se ha estado realizando ha detectado que, efectivamente, se hace necesario concretar las ineficiencias del transporte como un primer paso para determinar cómo impulsar en la ciudad, un modelo de movilidad sostenible. Es de ahí de donde ha surgido el plan básico con diversas propuestas para mejorar infraestructuras y servicios» así se manifestó María Pérez, directora gerente de la Autoridad de Transporte Metropolitano de Valencia en la primera intervención con la que se abrió la mesa de debate.

Conscientes todos de la necesidad de impulsar este nuevo modelo de ciudad sostenible y lograr alcanzar este objetivo, una de las primeras opciones que se pusieron en liza dentro del debate fue la planteada por Carlos Lamora de EDAR Bens, primera empresa supramunicipal de Galicia especializada en el tratamiento de aguas residuales. Lamora destacó, en este sentido que «en la actualidad, nosotros estamos ya trabajando en esa dirección, la de la producción de biogás a partir de la oxidación de los residuos y lo hacemos con el objetivo de poderlo emplear en el transporte para crear una movilidad sostenible como estamos ya probando en Galicia. Allí ya funciona algún autobús con este tipo de gas y la idea está siendo muy interesante y bien recibida por el sector del transporte porque además, va a servir para activar el modelo de economía circular, que creo que es al que deberíamos orientar nuestros pasos».

»«La economía circular es a lo que deberíamos orientar nuestros pasos»

»«La economía circular es a lo que deberíamos orientar nuestros pasos» Carlos Lamora | Director general de EDAR Bens

Innovación Y compromiso

En este sentido, la responsable de Sostenibilidad de la Agencia Valenciana de Innovación, Irene Aguado, destacaba el papel tan importante que deben tener sectores como el de la Educación y la Innovación a la hora de impulsar nuevas ideas que mejoren la vida de los ciudadanos. Apuntando la importancia de mantener la inquietud por la innovación, Aguado destacaba que «se hace necesario mejorar el modelo productivo, y nosotros en esta dirección ya estamos movilizando conocimiento para generar nuevas propuestas que apuesten por este tipo de energías con las que mejorar el transporte y la vida de las personas». En este sentido asegura que «nuestro interés está en que los científicos, los institutos tecnológicos, todos, se sienten a compartir conocimiento y a innovar bajo las directrices también europeas y, para ello, es necesario escuchar a los expertos como vosotros», un punto de vista que coincidía también con el de Julia Company, directora general de Ivace.

Se hace necesario un transporte más limpio y concienciar al ciudadano»

Se hace necesario un transporte más limpio y concienciar al ciudadano» Julia Company | Directora general del Ivace

Encargada de impulsar a aquellas empresas que ya han visto en los recursos sostenibles la posibilidad de liderar un nuevo mercado o modelo económico, Company señaló que «un cambio de modelo económico y energético debe perseguir alcanzar la eficiencia energética y el uso de energías renovables con el fin de mejorar la vida de los ciudadanos». Y mantiene que «debemos tomar conciencia de la necesidad de poder tener una vida de calidad y, para ello, es preciso que, por ejemplo, el transporte que es el que más consume energía de los derivados del petróleo cambie de modelo en su consumo y lo haga con nuevas energías que reducen la emisión de gases contaminante». Por eso apuntó que es necesario un transporte más limpio e intentar concienciar al ciudadano de que se puede utilizar otro tipo de transporte para mejorar la vida. El uso del gas se está mostrando, como apuntaba Lamora y destacó el director general de NEDGIA Cegas, Juan Manuel Belda, «como un elemento que está contribuyendo a mejorar la calidad de vida de las personas y constituye un elemento muy importante en la salud porque como fuente de energía presenta unas emisiones de contaminantes nulos, lo que mejora la calidad del aire que respiramos». Sobre la mesa de debate puso en suerte Belda la pregunta que muchos valencianos se realizan en la actualidad: ¿cuál es el nivel de polución en la ciudad Valencia?

«El gas natural mejora la calidad de vida de las personas»

«El gas natural mejora la calidad de vida de las personas» Juan Manuel Belda | Director general de NEDGIA Cegas

Fue la responsable de Sostenibilidad, Aguado, la que aportó la respuesta, muy esclarecedora, destacando «en Valencia se alcanzan cotas de contaminación en el aire que sobrepasan -dependiendo del momento- los cien puntos, con lo que sí que se puede afirmar que Valencia presenta polución alta». Ante estas cifras reveladoras, Company apostilló destacando también que «en Valencia no se han activado los protocolos, pero sí que es cierto el grado de contaminación apuntado. Y hemos comenzado a reducirlo, aunque no nos demos cuenta». Es de la opinión de que se está produciendo un cambio en la mentalidad del ciudadano, que ya va utilizando otros medios de transporte. «Actualmente, existe concienciación pero hay que impulsarla desde la propia Administración y los ciudadanos».

«La mayoría de los desplazamientos que contaminan son en media distancia»«Hay que reforzar las medias distancias a los pueblos»

«La mayoría de los desplazamientos que contaminan son en media distancia»«Hay que reforzar las medias distancias a los pueblos» María Pérez | Directora gerente de Transporte Metropolitano de Valencia

Por su parte, María Pérez añadió otro aspecto mucho más económico y especializado, pero no exento de importancia cuando se habla de contaminación, al destacar el problema de las externalidades que produce y que de algún modo hay que reducir. En este sentido, destacaba que «hay que cambiar un poco el foco. Cuando vemos el transporte público como el contaminador principal es porque en ocasiones no se piensa que un autobús está desplazando conductores potenciales de automóvil que renuncian a él, con lo que se evita que sean mucho más los vehículos que circulan y que, por tanto, podrían contaminar aún más». En este sentido, cree que se debe mirar y pensar en esos términos puesto que un autobús o un transporte más pesado puede contaminar pero, no tanto, como una aglomeración de vehículos conducidos por un solo conductor.

Pérez apuntó, al hilo de lo comentado, que en Valencia el cuarenta por ciento de los ciudadanos se desplazan ya en medios que no consumen energía contaminante haciéndolo en bicicleta, a pie, o bien, organizándose para compartir vehículo, incidiendo en la necesidad «de reforzar las medias distancias entre una capital y sus localidades adyacentes, ya que en ocasiones se ha podido comprobar cómo la mayoría de los desplazamientos que contaminan se efectúan en mayor medida en estas distancias que en el centro de la ciudad o dentro de las propias localidades».

Para atajar esta situación que mejoraría el problema de la contaminación, la propia responsable de Transporte Metropolitano avanzaba que «en la actualidad se deben plantear soluciones como las lanzaderas o bien, en estos momentos, nosotros ya estamos introduciendo cambios con la renovación de concesionarias en los servicios del área metropolitana, por lo que creemos que estamos encontrando el camino para ir mejorando estos aspectos y reducir este tipo de contaminación». En este punto, Company destacó que los casos hay que estudiarlos según las necesidades de cada ciudad, por lo que en función de ello cabrá determinar si es necesario adaptar horarios, mejora en los transporte, entre otros.

Un avance: gas vehicular

La lista de mejoras las introdujo en el debate Juan Manuel Belda, director general de NEDGIA Cegas, que desveló el avance que está suponiendo el uso del gas natural como carburante para los transportes públicos, sector en el que se están llevando a cabo pruebas cuyos resultados están mejorando los niveles de la calidad del aire y de la vida de los ciudadanos. «Nosotros estamos desarrollando el uso del gas vehicular en transporte púbico con setenta y cinco unidades que ya circulan en la ciudad de Valencia, así como en la recogida de residuos y transportes de largo de recorrido, lo que desmuestra que se está comenzando a apostar por este carburante». En el caso de la Comunitat Valenciana ya se apuesta por el gas natural y en el caso del vehículo particular ya existen ofertas de fabricantes que sacan al mercado vehículos con las mismas prestaciones pero con un motor que ya incluye la combustión de este tipo de gas que es más económico».

Por su parte, Carlos Lamora, ilustró la reflexión de Belda destacando que «efectivamente, se está produciendo un cambio, aunque si nos fijamos con datos de 2014 por ejemplo, en Italia solo un 1% de los vehículos que circulaban con gas vehicular eran de transporte pesado y el resto era todo de vehículo individual mientras que en el caso de España la tendencia es inversa: nuestros transportes pesados son los que emplean este tipo de energía mientras que los vehículos utilitarios son los que siguen empleando energías contaminantes. ¿A qué es debido?».

Los cinco ponentes, Juan Manuel Belda, Julia Company, Carlos Lamora, María Pérez e Irene Aguado, en primer término, protagonizaron un animado debate moderado por Carmen Bort.
Los cinco ponentes, Juan Manuel Belda, Julia Company, Carlos Lamora, María Pérez e Irene Aguado, en primer término, protagonizaron un animado debate moderado por Carmen Bort. / Damián Torres

FALTA DE INFRAESTRUCTURAS

Con la pregunta en el aire, el debate viró en su última parte hacia el análisis de las razones de esta tendencia inversa entre España y Alemania e Italia, por ejemplo. Frente a la mayoría del transporte pesado que emplea combustible como el gas natural vehicular, en el caso español, en otros dos países la mayoría de vehículos son individuales, y en este punto todos coinciden en el diagnóstico. «No existe una demanda para infraestructuras de recarga propia, no esta extendido este tipo de infraestructura y la que existe es insuficiente», apunta Company, a quien se le une Aguado, que destaca que «en España nos encontramos con que la gente comienza a asimilar que la evolución va hacia la utilización del coche eléctrico y por tanto, hay que pensar que estamos en un periodo de transición, pero la realidad es que faltan puntos de repostaje para electricidad y para el gas, prácticamente ni existen».

Lamora apuntó nuevamente en esta dirección, aportando al debate nuevas cifras que esclarecen la situación de una manera aproximada y destacando que en España en el año 2014 habían casi 4.600 vehículos de gas natural vehicular (GNV) y un 75 % de vehículos que lo utilizaban eran pesados. En el año 2015 los vehículos aumentaron a 5.056 y en 2017 ya eran cerca de 8.500. En cuanto a los puntos de repostaje las cifras que manejó apuntan a que se disponen de forma aproximada de 107 estaciones de repostaje de gas natural vehicular (GNV), de las cuales 42 eran públicas y 65 privadas, y tenemos 19 de gas natural licuado (GNL). Admitió que «es verdad que hay mucho por hacer» pero señaló que hay que continuar en esta línea». Al hilo de eso mismo apuntó también Belda que «es preciso, para todo ello, crear un marco regulatorio», una idea que abrió la última parte de la mesa de análisis mirando hacia el futuro.

GAS RENOVABLE: EL FUTURO

«No hay que tener dudas de que el gas renovable es una apuesta de futuro porque siendo un gas no convencional se puede obtener reutilizando los propios residuos mediante el tratamiento», apuntó el director general de NEDGIA Cegas, Juan Manuel Belda, quien prosiguió con su reflexión asegurando que «en las plantas de tratamiento de residuos orgánico, residuos agrícolas, alimentarios, debemos aprovechar todos estos residuos para dar solución a la sostenibilidad y, además, fomentar e impulsar con estas prácticas la economía circular. Convertir el excedente de energía y metanizarlo, aprovechar la biomasa donde hay un excedente. El futuro está ahí». Una afirmación a la que se unieron el resto de los ponentes, incidiendo en la necesidad de impulsar «programas mediante los que ayudar a obtener una financiación para este tipo de energía donde hay desconocimiento y falta de concienciación», apuntaba también Julia Company, de Ivace.

A pesar de la necesidad de puntos de repostaje y que el parque de automóviles para utilitarios aún no ha transitado por la vía del cambio hacia un motor con combustible de gas natural vehicular, los expertos reunidos por LAS PROVINCIAS se mostraron esperanzados en que el futuro comienza a construirse precisamente con campañas de concienciación.

«Es imposible que en 2040, como anunció el Gobierno, hayan desaparecido los vehículos diésel porque este tipo de cambios implican un cambio de mentalidad en la sociedad, un cambio en el ciclo vital pero el cambio al vehículo eléctrico seguirá produciéndose y en el largo desplazamiento se sustituye ya el carburante por el gas natural por lo que estamos en el camino», afirma convencido Lamora, quien concluyó que «desde nuestra posición debemos seguir trabajando en estos avances energéticos aprovechando los residuos para crear energías renovables», a lo que se sumó Belda, al incidir en que «debemos buscar la forma de ofrecer mejor servicio y sobre todo, esforzarnos en una clara labor de concienciación, tanto en las empresas como en la administración y los ciudadanos para que se conozcan las ventajas del gas natural, ahora y en el futuro».

En este sentido, la directora gerente de la Autoridad de Transportes Metropolitano en Valencia, María Pérez destacó que «a esa concienciación le debe seguir el compromiso por consolidar un sistema de transporte público metropolitano desde de la calidad que mejore la vida de los ciudadanos». Una reflexión que fue secundada y ampliada por Irene Aguado, de la Agencia de Innovación, quien apuntó sobre la necesidad de «impulsar también un modelo de economía circular como una posibilidad para las empresas valencianas, ya que este modelo se puede presentar como una gran oportunidad de negocio para hacer un mejor mundo y más sostenible. La innovación y ayudar a las empresas es necesario, ya que ellas también son responsables de esa concienciación que, entre todos, tenemos que poder desarrollar en la sociedad para mejor la calidad de vida de todos nosotros de todos los ciudadanos».

Fotos

Vídeos