María Díaz, en el salón de su casa en Marxalenes, donde ha vivido casi toda su vida./Damián Torres

María Díaz, en el salón de su casa en Marxalenes, donde ha vivido casi toda su vida.Damián Torres

«Me siento muy sola, no es justo sufrir así»