Las Provincias

El corredor británico Ben Hetherington gana la etapa ciclista de Dénia

  • Tras esta tercera prueba, Francesc Boscá mantiene el maillot de líder de la Volta a la Marina Alta

La tercera etapa de la XXXI Volta Ciclista a la Marina disputada en Dénia tuvo como ganador al ciclista británico, Ben Hetherington. Un corredor que fue el protagonista de la etapa de 69 kilómetros que tuvo salida y llegada en la calle Marqués de Campo. Este hombre saltó a los pocos kilómetros de dar la salida y emprendió una lucha en solitario contra el cronómetro. Al ser un ciclista que no contaba para ninguna de las clasificaciones, el pelotón no se puso nervioso y le dejó marchar.

En el gran paquete no hubo reacción hasta el kilómetro 35, cuando se produjo una fuga con Calum Johnston, Alistair Brownlee y Juan José Tamayo, que gozaron de 25 segundos sobre el pelotón pero alcanzar al fugitivo. Esta escapada se acabó en el kilómetro 40. Más tarde probaron suerte Wilson Renwic, Vicente Óscar Grau, Andrés Gil y Peter Mordoch, quienes no pudieron cazar al fugado, pero se distanciaron del pelotón.

A esas alturas de la carrera Ben ya había ganado las dos metas volantes situadas en los kilómetros 7,5 y 23,5 respectivamente y marchó como un tiro hacia el Alto del Montgó, puntuable de segunda categoría. Ante un gran número de aficionados, el británico coronó con 2 minutos y 7 segundos de ventaja sobre un pequeño grupo de perseguidores. Realizó un cómodo descenso, se presentó en solitario en meta y se adjudicó la etapa en 1 hora 31 minutos y 15 segundos, rodando de media a 45 kilómetros por hora.

A un minuto y 48 segundos llegó a meta Héctor Pons, seguido de Killian Michels.

Tras esta etapa, Francesc Boscá mantiene el maillot amarillo de líder, mientras que de las metas volantes lo lleva, Sergio Torres, el del premio de la montaña, León Koch y el del primer alicantino, Álvaro Arenas. Por equipos, es el Ginetar ULB quien manda

Reseñar la caída producida antes de llegar a Xàbia donde hubo se vieron involucrados varios ciclistas. De hecho, el dianense Natan Grimalt sufrió una luxación de hombro y el resto sólo padecieron rasguños y golpes en brazos y muñecas.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate