El nuevo parque de este verano en Valencia

Paseo por los jardines del Parc Central./Olek Petrunyak
Paseo por los jardines del Parc Central. / Olek Petrunyak

El Parque Central tiene un gran atractivo para pasar los días de calor, aunque algunas de las actividades prohibidas son las más usadas por los usuarios

OLEK PETRUNYAKValencia

Correr, jugar y mojarse. Por estas tres cosas, el Parque Central, el más nuevo de toda la ciudad de Valencia, es un plan muy a tener en cuenta para hacer con niños este verano. Este espacio de ocio, que actualmente sólo está completado en un 40%, es un lugar idóneo para desconectar de la ciudad en pleno centro. Tanto es así, que a diario se llena de cientos de niños acompañados de sus padres.

El parque se encuentra junto a la estación de trenes Joaquín Sorolla, uniendo los barrios de Ruzafa y Malilla, y dispone de diversos accesos, entre los que encontramos el principal por la calle Filipinas. Durante el verano, está abierto al público desde las 8 de la mañana hasta las 21 horas. Se puede llegar en el autobús nº 8 de la EMT o andando desde las paradas de metro Jesús o Bailén. También es fácil llegar en bici, ya que hay un carril que rodea el parque conectado con el centro de la ciudad. En cambio, ir en coche no es aconsejable debido al escaso aparcamiento que hay en la zona.

Jardines del Parque Central de Valencia. Raquel, que lleva a su hija al parque para que juegue en la fuente de chorros.. / O. Petrunyak

El Parque Central, inaugurado en diciembre de 2018, nació a partir del proyecto de soterrar las vías de tren que parten por la mitad la ciudad de Valencia, para así unir los barrios separados y dotar a la ciudad de una zona verde a la altura de las mejores zonas de esparcimiento de toda Europa. Además, cuenta con un atractivo extra gracias a la presencia de diversos edificios atribuidos al arquitecto que diseñó la Estación del Norte, Demetrio Ribes, que han sido rehabilitados.

El proyecto, llevado a cabo por la paisajista Kathryn Gustafson, cuenta en su fase actual con algo más de 110.000 metros cuadrados de los 230.000 que serán finalmente. Este espacio se estructura en cuatro diferentes partes: laPlaza Demetrio Ribes, donde se sitúan la mayoría de edificios del arquitecto; el Jardín de la Huerta, que une la tradición de la huerta valenciana con un jardín artístico; el Jardín de la Infancia, que cuenta con un rocódromo, praderas y juegos infantiles; y el Jardín Romántico, colmado de flores ornamentales.

Este espacio, envuelto de vegetación y color verde acompañados por una gran cantidad y variedad de fuentes, es un lugar ideal para relajarse: dar un paseo por los jardines o tumbarse en el césped son grandes ideas. Además, el recinto cuenta con un par de merenderos que invitan a pasar la tarde con la familia o con los amigos. El único inconveniente es la falta de sombras a lo largo y ancho de todo el parque. Una de las quejas que más se repite cuanto se pregunta a los visitantes.

Rocódromo. Zona de niños. Gisela, que viene casi a diario al parque. / O. Petrunyak

«Es necesario que haya sombra en la zona de niños y faltan columpios que sean más sencillos» Sandra

No solo se debe considerar al Parque Central como una zona de descanso. En él podemos realizar otras actividades, que serán aún más a medida que se continúe desarrollando el proyecto. «Se echa en falta más deportes que poder hacer», explica una joven veinteañera llamada Sonia, ya que el parque no cuenta con canchas de fútbol ni baloncesto a día de hoy. Por el momento apuesta por dos deportes menos habituales en los parques: la escalada y el ping pong. El tenis de mesa es algo más habitual, pero no todos los días se ven parques con un rocódromo que no sea para los más pequeños.

La zona de juegos para niños cuenta con diversos columpios y atracciones, entre los que destaca el llamativo 'árbol de la ciencia', en el que se puede escalar por unas cuerdas para acceder al interior de sus bolas. La opinión de la mayoría de visitantes coincide en las críticas a esta zona por dos motivos: Sandra, una madre que lleva a sus hijos al Parc Central, asegura que «es necesario que haya sombra y se deben poner más columpios y que estos sean más sencillos», ya que algunos, como el propio árbol, no son aptos para los niños de menor edad.

Zona de perros. Fuente de la entrada. Pared cubierta de plantas. / O. Petrunyak

«Es una lástima que no puedas tener a los perros en el parque» Gisela

Otra de las quejas de algunos de los ciudadanos que frecuentan el parque es la prohibición de pasear los perros. Gisela, una valenciana que lamenta no poder llevar a su mascota al parque defiende que «los perros son ya parte de la familia, y es una lástima que no se pueda tenerlos en el césped cuando vienes a pasar el día».

Cabe destacar que la zona apta para perros cuenta con gran variedad de atracciones para estos. Por un lado, es algo muy llamativo porque se puede entrenar a los perros en él, pero por otro se podría decir que la zona delimitada para los canes se queda corta en cuanto a espacio para que corran.

Personas bañándose en las fuentes del Parque Central de Valencia. / Juan José Monzó

«El agua es lo mejor que tiene el parque en verano» Raquel

Aún así, todas estas quejas quedan contrarrestadas por el principal atractivo del parque para el verano: el agua. La prohibición de bañarse en las fuentes no impide que, a diario, decenas e incluso cientos de niños y adultos se bañen en las fuentes o jueguen en los chorros. «Es lo mejor que tiene el parque para el verano, con la poca sombra que tiene, si no estuviese esto...», destaca Raquel, que juega con su hija en los chorros. A nadie le importa lo caliente que está un columpio si va a estar bañándose.

También es quebrantada la prohibición de los perros, ya que basta con pasear un rato por el parque para ver a estas mascotas sueltas por él. Es más, a veces las prohibiciones quebrantadas se suman y se ve a algún perro en el agua. La única prohibición inamovible es el horario, que limita a la gente que quiere ir al parque cuando ya no hace tanto calor.

Por tanto, siempre y cuando estas prohibiciones se puedan seguir quebrantando, el parque continuará siendo un lugar muy a tener en cuenta para acudir en vacaciones y pasar un día refrescante sin salir del centro.

Información del Parc Central

Ubicación:
Calle Filipinas, Valencia, 46006. Junto a la estación de Joaquín Sorolla, entre los barrios de Ruzafa y Malilla.
Horario:
08:00 - 21:00
Actividades:
Merenderos, zona de niños, rocódromo, mesas de ping-pong, zona de perros, jardines, fuentes

Una escapada por la Comunitat

Los secretos de los jardines de Valencia

Vacaciones en la ciudad

Las aventuras del capitán Cooking

Este es mi barrio