Recambios Colón, el 'invictus' de la Comunitat

Recambios Colón, el 'invictus' de la Comunitat

Es el único equipo valenciano que no ha perdido aún entre Primera división y Preferente

J. M.Valencia

A estas alturas de la temporada, con más de la mitad de las ligas ya disputadas, es muy complicado que un equipo siga sin conocer la derrota. Pero un grupo de irreductibles de Catarroja lo han conseguido. Se trata del Recambios Colón y es el único club invicto de toda la Comunitat Valenciana entre las categorías de Primera División y Regional Preferente. Un caso único entre los 154 equipos que comprenden estas cinco categorías en las que compiten equipos valencianos.

El conjunto valenciano es líder destacado del grupo II de Preferente y lleva 16 victorias y cinco empates en 21 jornadas. Le saca ocho puntos al segundo clasificado, el Ribarroja. El Recambios Colón estuvo cerca de haber acabado con su racha el pasado sábado en el campo Los Silos de Burjassot, pero hizo valer su gran fortaleza defensiva para conseguir un empate a cero. No obstante, los de Catarroja sólo han recibido seis goles en toda la temporada, una cifra fantástica, que se combina con su acierto ofensivo, porque con 44 tantos son el conjunto más goleador de la categoría, lo que demuestra su superioridad.

Su entrenador, Alfonso Langa, considera «anecdótico» que sigan invictos, pero destaca «el importante proyecto» que ha hecho el club «con el objetivo del ascenso a Tercera». Un hecho que ya logró él con este equipo hace tres años, y ahora desea repetirlo. «Hemos tenido lesiones graves, incluso triadas, de tibia y peroné, pero el trabajo de toda la plantilla está siendo muy importante, hay un gran equipo», destaca el técnico.

El presidente, Juan Tamarit, es propietario de la empresa Recambios Colón, que da trabajo a la mayoría de jugadores de la plantilla, lo que fomenta la unión del vestuario, ya que después de su jornada se van al entrenamiento. «Hay dos formas de fichar, si es por trabajo y algo de dinero o sólo por dinero, pero el 70% de la plantilla trabaja en Recambios, en diferentes puestos», asegura Langa. «Si quieren trabajo, para el presidente es mejor, porque se ahorra un dinero del club, al final son sueldos muy dignos para la categoría», explica el entrenador. «Hay de todo, desde Cano que lleva una furgoneta para distribuir recambios hasta Adolfo que es administrativo, o Reyes, que tiene un cargo intermedio. Todos entran como conductores, llevan recambios a los sitios, pero si son buenos, se quedan con el trabajo aunque se retiren del fútbol, otros ascienden en la empresa, aunque sigan en el equipo o no. Si un fichaje sale malo pero trabaja bien, se queda en la empresa. Vienen para jugar a cambio de trabajo», argumenta Langa, que define a Tamarit «como un padre para los jugadores, la mayoría no tenían estudios ni trabajo, está pendiente de que los jugadores sean felices».

Al técnico lo llamaron el pasado verano para hacerse cargo del equipo, que acababa de descender a Preferente, y le presentaron un proyecto ambicioso. «Es un club muy familiar, al presidente le gusta mucho el fútbol, empezó con el club en Segunda regional. El objetivo es subir y si podemos soñar con luchar por ascender a Segunda B el año siguiente, mejor», destaca el técnico.

En otras divisiones inferiores hay más equipos valencianos que siguen invictos, pero todos ellos con menos partidos jugados. Se trata del Godella, en Primera Regional, mientras que en Segunda Regional están el Onda B, el Cracks, el Rayo Ibense B y el Novelda.