«La sanidad y la educación son lo que más preocupa a los ciudadanos»

Cascales, en un 'smartphone'. :: a. domínguez/
Cascales, en un 'smartphone'. :: a. domínguez

Diputada por Alicante del PP en el Congreso

JOSÉ VICENTE PÉREZ PARDO

Loreto Cascales es una mujer a un teléfono pegada, que utiliza como ventanilla de reclamación de los alicantinos desde su puesto en el Congreso de los Diputados, al que accedió en las últimas elecciones. Su número de teléfono es público. Lo da a todo el mundo, puesto que los diputados populares están obligados a contestar a todas las quejas que se les ponga por WhatsApp, otra forma de debate parlamentario que han abierto en los últimos tiempos.

- ¿Ha recibido ya muchas peticiones vía WhatsApp?

- El diputado de proximidad es una iniciativa del Partido Popular de la provincia de Alicante y, más concretamente, de nuestro presidente Pepe Císcar. La idea es que todos los responsables electos del PP de Alicante contamos con un móvil en el que recibimos WhatsApp de los ciudadanos que desean ponerse en contacto con nosotros. Y les contestamos en menos de 48 horas. En este sentido, las interacciones con los ciudadanos a través de este medio han sido bastante numerosas y fluidas. No sólo he recibido peticiones sino también consultas, dudas, sugerencias y reflexiones.

- ¿Qué es lo que más le piden los alicantinos?

Pues hay que tener en cuenta que la figura del diputado de proximidad es una figura que lanza el PP de Alicante con la idea de escuchar a los ciudadanos de Alicante y que se ha extendido por las redes sociales y los medios de comunicación. Así, se han puesto en contacto conmigo personas de toda España. Los ciudadanos sobre todo transmiten y preguntan sobre sus problemas diarios normalmente relacionados con la sanidad, la educación o los problemas de sus trabajos, entre otras cuestiones.

-¿Algún imposible?

- No creo en los imposibles, pero de momento, tampoco nadie ha pedido ninguno.

- ¿Ha solucionado ya algún tema?

- Esa es la mayor satisfacción que da el diputado de proximidad. La verdad es que muchas cuestiones son preguntas y se resuelven con respuestas. Otras, más complicadas, requieren más tiempo, pero también se sacan adelante.

- ¿Le sirven las propuestas para concretar su política?

- Sirven para estar en contacto directo con la realidad concreta de nuestra sociedad. Estar cerca del ciudadano y conocer sus preocupaciones y necesidades es precisamente el alma de esta iniciativa llevada adelante por nuestro presidente Pepe Císcar.

- ¿Se ha puesto algún límite a esta nueva forma de comunicación?

- Debemos ser capaces de contestar a las cuestiones en 48 horas.

- ¿Le han 'troleado'?

Pues que yo sepa no.

- ¿Se va a traducir alguna idea en una propuesta no de ley?

- Me encuentro haciendo una relación de los diferentes mensajes que estoy recibiendo para ponerlos en común con mi grupo pero sí es cierto que existen algunas cuestiones que sí son potencialmente futuras Proposiciones No de Ley.

- ¿Hay mucha diferencia entre lo que piden los alicantinos y los debates mediáticos?

- Las personas, sobre todo, preguntan por sus problemas personales y sobre dudas que tienen en su día a día, en su realidad. Este contacto directo nos proporciona a los representantes públicos de los ciudadanos una información sobre la realidad y una visión de las cosas más amplia. Nos acerca más a la realidad y a los problemas y cuestiones que preocupan verdaderamente a nuestros ciudadanos, que no siempre coinciden con los de mayor interés mediático. Por eso me gusta tanto esta forma de comunicación.

- No puedo dejar pasar por alto sus primeros días como diputada, ¿cómo lo ha vivido?

- Con mucho entusiasmo. Con ganas de aprender y trabajar cada día en iniciativas que mejoren la vida de los alicantinos y para defender a la provincia de Alicante, que es mi tierra. Yo me siento muy orgullosa de ser alicantina y de Santa Pola.

- ¿Qué es lo que más le ha llamado la atención del Congreso?

- Es una institución muy accesible, transparente y muy participativa. Para la mayor parte de los ciudadanos parece algo muy lejano pero es mucho más cercano de lo que pensamos. Ahora, mi misión como diputada de proximidad es acercar un poco más el Congreso a los alicantinos.

- ¿Cómo vivió el debate de investidura?

- La reflexión posterior que hice no fue muy alentadora. Tenemos partidos que no están cumpliendo con sus compromisos electorales: C's dijo que iba a dejar gobernar a la lista más votada; Podemos dijo que jamás entraría en un gobierno que no fuera el suyo y el candidato del PSOE , que en su circunscripción de Madrid quedó cuarto, quiere ser presidente del Gobierno a cualquier precio por sus propios intereses personales. Lo más preocupante es que se está ignorando uno de los principios democráticos más importantes de esta situación, que no es otro que el mandato de las personas en las urnas. Los votantes, en las urnas, eligieron al PP como su partido para gobernar llegando a acuerdos con otros partido y se está obviando algo tan esencial como la voluntad de los votantes. Además, me parece inadmisible que el señor Sánchez desprecie a más de 7,3 millones de votantes al ni siquiera querer hablar con la fuerza más votada. Esa actitud vulnera claramente la voluntad de los votantes en nuestro país y demuestra una clara carencia de capacidad democrática y de diálogo.

- ¿Se puede tuitear y seguir el debate al mismo tiempo?

- Siempre que sea sobre el debate, sí. Hay que darle prioridad al debate pero las nuevas tecnología nos permiten transmitir en directo nuestras impresiones sobre lo que ocurre en el hemiciclo y que los ciudadanos puedan seguir el debate a través de nuestras impresiones y opiniones. Los móviles y las redes sociales permiten transmitir en tiempo real lo que está ocurriendo en la Cámara y me parece que esta es una información que debe llegar instantáneamente a los españoles, pues es a ellos a quienes representamos.

- Vivir entre las redes sociales y la realidad parlamentaria debe ser duro. ¿Cómo lo compagina?

- Las redes sociales son parte esencial de nuestra sociedad y como tal parte esencial de nuestra tarea como políticos. A mí no me supone ningún esfuerzo, es cuestión de organizarse y de adaptarse a los nuevos tiempos y nuevas exigencias. Si uno no se está en las redes actualmente, se está perdiendo una parte de la realidad social actual.

- ¿Cree que el futuro de la política pasa por los 'smartphones' o que el diálogo cara a cara seguirán siendo fundamental?

- Yo creo en el diálogo cara a cara, en mirar a las personas a los ojos, en escucharlas y estrechar su mano. Pero esto es algo que el ritmo de la sociedad moderna hace muy complicado. Es cierto y positivo que las nuevas tecnologías nos ofrecen un plus a la hora de interactuar con muchas personas que viven en otros lugares de nuestro país y del mundo y eso nos ayuda a los políticos a ampliar nuestra conexión con las personas, como ocurre con el diputado de proximidad, pero siempre que es posible prefiero la charla cara a cara.