Las Provincias

«La corrupción de Occidente nutre las filas del Estado Islámico»

Sanmartín, en la Universidad Católica.
Sanmartín, en la Universidad Católica. / PABLO MAMMANA
  • José Sanmartín, experto en terrorismo, subraya que la guerra «satisface al yihadista» y sólo se les combate eliminando su financiación y con infiltraciones

-¿Qué hay en la cabeza de un terrorista islamista?

-El perfil sociodemográfico es muy distinto entre un terrorista de primera generación, y otros de segunda y tercera, hijo o nieto, pero en general todos tienen unas particularidades psicológicas, como una visión dicotómica del mundo. Han interiorizado de una forma extrema que hay dos bandos: ellos y los occidentales. Y todo lo negativo que les sucede es responsabilidad de los occidentales. La consecuencia es brutal y terrible: cuando atentan creen profundamente que lo están haciendo en legítima defensa, que los occidentales son responsables de lo que les sucede.

-Con eso que dice no parece que la guerra sea la solución...

-¡No, al revés! Los terroristas se sienten enormemente satisfechos cuando en Occidente se potencian dos medidas. Una es la guerra, que es su ideal, porque entonces ya no son terroristas, sino soldados. A mí me decía un terrorista: soy un soldado de Alá que está defendiendo los valores puros del Islam frente a los ataques reiterados de Occidente. Y luego también le satisfacen las medidas de militarización de la vida civil. Cuantas más restricciones a la libertad, para ellos mejor. Y cuando los medios abren y cierran los telediarios y se pasan toda una jornada dando pelos y señales tras un atentado cumplen a rajatabla las recomendaciones del terrorista de difundir el miedo.

-¿Lo hacemos todo al revés?

-Absolutamente al revés (lo repite tres veces). Lo estamos haciendo extraordinariamente mal. Al terrorismo sólo se le combate de dos formas: con infiltración y con la eliminación de las formas de financiación, no en el campo de batalla, sino en las cloacas económicas. Ahora que se habla de las empresas ‘offshore’. ¿Cuántas ‘offshore’ ha creado el Estado Islámico o terroristas islamistas? ¿Cuánto dinero está entrando en el Estado Islámico con la venta de crudo?

-¿Cómo combatir su propaganda en redes sociales?

-Sus mensajes son siempre en positivo, con la lucha para depurar los vicios occidentales. No hay que dar tanta información pero sí darla contrastada y en positivo. Y con eso no vamos tampoco a conseguir mucho. La lucha debe ser a corto plazo, con la infiltración y eliminación de financiación, y a medio y largo plazo debemos cambiar nosotros, la sociedad. Occidente es tremendamente hipócrita. Hablamos de veracidad, justicia... y en la práctica, sobre todo los gobernantes, es lo contrario. No podemos convencer a los jóvenes si los que tienen que ser sus modelos de conducta son tremendamente hipócritas.

-Se refiere a la corrupción...

-Hablamos a todos los niveles, pero sobre todo corrupción económica y también moral. Los terroristas se valen de la corrupción moral de Occidente para atraer a jóvenes a sus filas.