El Perellonet estalla por los cortes de luz

Playa del Perellonet./
Playa del Perellonet.

Los vecinos y propietarios de negocios en la zona interpondrán una queja conjunta a la compañía eléctrica porlos daños ocasionados

MAR GUADALAJARA

Los cortes de luz son continuados en la pedanía valenciana del Perellonet. En los últimos días se han prolongado los apagones causando grandes daños materiales y perjuicios entre los residentes y los regentes de negocios del Perellonet, que se confiesan «hartos por el servicio que presta la compañía» y están decididos a interponer una queja conjunta «indicando cuáles han sido los daños causados por esta situación». Durante todo el verano han estado sufriendo cortes de más de cuatro horas, el último día en que se sucedieron de forma intermitente, fue el pasado martes.

«Nos hemos quedado sin ordenadores, el lunes no podíamos ni abrir la farmacia, porque desde las 6:00 horas de la mañana estuvimos sin luz, hasta pasadas las 10:00 horas de la mañana, y mientras la eléctrica nos aseguraba que lo iba a solucionar de inmediato, pero no fue así», relatan en la Farmacia del Perellonet, en la que su trabajo se entorpece cada vez que se pierde la red eléctrica. «No nos dan explicación pero tenemos que abrir para dar servicio», añaden.

La pedanía, en la que residen más de 1.400 habitantes, sigue acogiendo a turista y veraneantes que siguen disfrutando del buen tiempo y los apagones están afectando a la actividad de la zona. «Somos un restaurante de temporada, vivimos de esto, así que no pueden jugar con lo que nos da de comer», explican desde el Restaurante Arrocería El Carranc. El lunes tuvieron que disculparse ante los clientes porque «neveras, freidoras, son muchas cosas, y no pudimos dar un buen servicio», añade una de las encargadas. Pero asegura que no es la única vez que lo padecen: «La otra vez que nos pasó hicimos una denuncia y nos dieron 20 euros de indemnización, cuando el coste de no tener luz para nosotros es mucho mayor», aclara que los clientes se enfadan y debe «lidiar con un problema que es responsabilidad de la compañía».

«Parece que hemos vuelto a los años 60», se queja el presidente de la Asociación de Vecinos, Luis Zorrilla. «Aquí tampoco hay tanto aire como para tener un servicio tan pésimo», dice en tono enfadado. Según confirma Zorrilla «los cortes de luz son continuos en el Perellonet y la gente no puede seguir así, quienes tienen negocios y empresas están hartos de esta situación», comenta. El presidente señala que recibe «cada notificación de la empresa que realiza el suministro eléctrico cada vez que se va a realizar un corte de luz y conservo todos los correos, con esta información interpondremos una queja conjunta indicando también los daños que se han causado en los diferentes negocio».

Iberdrola es la compañía eléctrica que abastece a la pedanía. Según ha informado la compañía a LAS PROVINCIAS los cortes se deben a averías en la línea aérea de media tensión que abastece el Perellonet. El pasado 27 de julio fue la más destacada que afectó a unos 5.700 puntos de suministro. Pero la eléctrica asegura que «a los tres minutos repusimos el suministro al 50% de los afectados, a los 70 minutos al 80% y el 100% se recuperó en poco más de dos horas».

Sin embargo, señalan que las incidencias ocurridas esta semana fueron por causas ajenas a Iberdrola, «ya que se tuvo que actuar de manera urgente por una incidencia en un centro de transformación de un cliente particular y que afectó durante poco más de media hora», pese a que según los vecinos estuvieron más de cuatro horas con cortes interrumpidos. Pero la compañía dice que debido a la ubicación del el Perellonet en un Parque Natural, «el tiempo de reposición de la incidencia en la línea es más lento», ya que el sistema realiza automáticamente maniobras para realimentar las líneas pero más espaciadas en el tiempo por seguridad del entorno. Si en el segundo intento de realimentación automática no se repone el suministro, es el personal de la compañía quien recorre la línea para hacer estas maniobras en los diferentes tramos de la línea para recuperar el servicio, según señalan las mismas fuentes.