La Valencia imaginada

Los grandes parques de atracciones que pudieron ser valencianos

Celebración del vigésimo aniversario de Disneyland en París./LP
Celebración del vigésimo aniversario de Disneyland en París. / LP

Disneyland, Ferrari Land y Eurovegas estuvieron cerca de establecerse en municipios de la Comunitat

Jaume Lita
JAUME LITA

Valencia estuvo 'cerca' de ser un punto de referencia en lo que a parques de atracciones internacionales se refiere. Varios interesantes proyectos se idearon en municipios de la Comunitat y por diversas opciones se descartaron. Desde Disneyland hasta Eurovegas, Ferrari Land o el Museo de la FIFA, entre otros, pudieron acabar en tierras valencianas. Su impacto, hoy en día, sería incalculable como ya ocurre con otros proyectos cancelados como los ideados para la zona más codiciada de la antigua Valencia, las 5 grandes avenidas del centro de Valencia o el aeropuerto de Valencia en la Albufera.

Empecemos por el más antiguo de los proyectos. Disneyland París se encuentra a 33 kilómetros de la capital francesa desde el 12 de abril de 1992, pero el parque de atracciones de Mickey y sus amigos pudo estar en la Comunitat Valenciana. En 1985 la compañía americana Walt Disney Productions se planteó ampliar su negocio al viejo continente. En esa búsqueda de destinos para acoger la versión europea de Disneyworld apareció la Comunitat Valenciana para postularse ante la apuesta francesa de París.

La inversión prevista, según relatan varias crónicas de LAS PROVINCIAS, era cercana a los 2.000 millones. La investigación del equipo americano llegó a realizarse «por tierra, mar y aire», según recogía este periódico. El que fuera ministro, por aquel entonces, de Transportes, Turismo y Comunicaciones, Enrique Barón, reconoció que la baza valenciana para acoger Disneyland era «el turismo». Joan Lerma, desde su posición de president de la Generalitat, asumió posteriormente la derrota de la Comunitat: «Estaba bastante decidido.... París».

Francia se llevó la elección y Disneyland, cuyo primer nombre europeo fue Eurodisneylandia, se ubicó en Marne La Vallée, a unos cuentos kilómetros de París capital, dejando sin parque a las localidades estudiadas: Pego, Cabanes y Santa Pola. La amenaza terrorista de ETA con una «campaña de miedo en la costa mediterránea» fue la gota que colmó el vaso de Disney para decidirse y en 1992 poder abrir las puertas a uno de centros de diversión infantil más importantes del mundo.

Construcción de Disneyland.
Construcción de Disneyland. / LP

Ciudad del juego

Madrid albergó hasta el último instante las opciones para acoger el famoso Eurovegas, pero este proyecto se pudo construir en la ubicación actual que ocupa Marina d'Or en Oropesa del Mar. Las Vegas Sand estudió en febrero de 2011 dar forma a un complejo hotelero dedicado al juego, un megaproyecto con entre 10.000 y 15.000 millones de euros de inversión, según noticias de aquel entonces.

Entre directos e indirectos, la previsión apuntaba a una creación de empleo cercana a los 180.000 puestos. El presidente de la sociedad americana se mostraba esperanzado con «construir un mini Las Vegas en europa» bajo el nombre «EuropeVegas« o «Eurovegas».

El proyecto inicial era de tal dimensión que se ofertarían cerca de 20.000 habitaciones en una construcción de incalculables millones de metros cuadrados dedicados al juego, las compras, las convenciones y exhibiciones para todos los gustos y edades.

Las ubicaciones que se plantearon fueron Madrid, Barcelona, Valencia y la Costa del Sol, pero el sueño de la Comunitat duró poco tiempo. El 3 de junio de 2012 Marina d'Or se postula para acoger el recinto del juego, entra de lleno en la pugna por Eurovegas, pero la compañía americana rechaza la oferta alegando que sólo se estudia ubicar el recinto en Madrid o Barcelona.

El proyecto valenciano contaba con el apoyo de la Generalitat Valenciana. Entre suelos reclasificados, un aeropuerto de próximo como el que se construiría en Castellón y todo junto a la playa. El 4 de junio se escenifica la ayuda de la administración autonómica y el 5 de junio se rechaza el ofrecimiento de Oropesa del Mar.

Más noticias de proyectos de Valencia

Caballo rojo

Proyecto de Ferrari Land junto Port Aventura.
Proyecto de Ferrari Land junto Port Aventura. / LP

Cheste acoge anualmente la fiesta de clausura del mundial de motociclismo. Las zonas más próximas al circuito disfrutan con la fiesta que miles y miles de moteros acercan al recinto valenciano a principios del mes de noviembre. Los aledaños del Circuito Ricardo Tormo pudieron ser muy diferentes a lo que hoy conocemos. Es el último gran proyecto truncado que tuvo a Valencia como opción para instalarse.

Ferrari estudió repetir la fórmula de Abu Dabi para construir Ferrari Land. Valencia o Cataluña estuvieron en la pugna final y la exclusión de la candidatura de la Comunitat propició que la marca italiana expandiera su marca junto a Port Aventura.

La inversión prevista para instalar Ferrari Land en Cheste era de 100 millones de euros e iba a contar una extensión de entre 60.000 y 75.000 kilómetros cuadrados. La única condición puesta por la marca italiana era la cesión de terrenos junto al Circuito Ricardo Tormo. El inversor del proyecto era Castro Hatbib y el mega proyecto tenía prevista la construcción de la Ciudad del Motor con hoteles, restaurantes, pistas de karting y demás actividades del motor.

Al final la Generalitat no concretó el modelo de cesión del suelo y el cambio del Consell fue la puntilla definitiva para que en 2017 abriera Ferrari Land junto a Port Aventura.

Museo de la FIFA

En 2002 se acuerda el proyecto para que Valencia acoja el nuevo Salón de la Fama de la FIFA presupuestado en 54 millones de euros. Durante el Mundial de fútbol en Corea y Japón se llegó a firmar un protocolo de intenciones con la previsión de abrir las puertas del recinto en 2004, junto al parque de Cabecera de la ciudad de Valencia. Incluso se estudió ubicarlo en las proximidades de la Ciudad de las Artes y de las Ciencias.

El destacado edificio que contaría con una torre y un gran balón dorado albergaría en su interior proyecciones en 3D, así como juegos interactivos, colección de trofeos y camisetas históricas.

Joseph Blatter llegó a calificar el proyecto como «único» y el objetivo era que tuviera una dimensión cercana a los 15.000 metros cuadrados.

Esquiar junto a la nueva La Fe

Proyecto de 'Neutopia' en Valencia.
Proyecto de 'Neutopia' en Valencia. / LP

Sobre una parcela próxima al actual Hospital La Fe de Valencia se idearon dos proyectos bien diversos. De haberse hecho el primero el cap i casal contaría con unas pistas de esquí de 60 metros de desnivel. Así era Neutopia, el centro comercial que hubiera contado con 4.000 plazas de aparcamiento y un impacto de 1.000 puestos de trabajo directos.

Las dos pistas de esquí cubierto habrían sido visibles desde fuera dado su destacado desnivel. El precio de haberse deslizado por estas pistas artificiales estaba previsto fijarlo en 12 euros/hora. El centro comercial se habría completado con cines, zonas de ocio y un museo del motor. El proyecto fracasó al denegarse la licencia ambiental.

Fallido el primero, se intentó un segundo proyecto en el mismo solar del PAI de la Fuente de San Luis. 'Oceanic' era el centro comercial que diseñó Ricardo Bofill con una extensión de 97.000 metros cuadrados.

Tres niveles diferenciados, con 4.500 plazas de aparcamiento gratuito y una estimación de entre 10 y 12 millones de visitantes al año para este mega proyecto que necesitaba una inversión de 325 millones de euros. En su interior estaban proyectadas hasta 200 tiendas y se esperaban generar 3.500 puestos de trabajo directo.

El último gran proyecto de Valencia

Actualmente se encuentra sin avances. El último gran parque de atracciones y zona de ocio que se ha ideado construir en la ciudad de Valencia: un parque acuático junto al Bioparc. La propuesta de construcción corresponde a la misma empresa que gestiona el nuevo zoo de Valencia, Rain Forest, y el objetivo es que una vez abierto pueda dar servicio a los visitantes tanto en verano como en invierno. La inversión estimada es de entre 12 y 15 millones de euros para llenar de agua y toboganes una parcela de 25.000 metros cuadrados.

Proyecto del parque acuático junto al Bioparc de Valencia.
Proyecto del parque acuático junto al Bioparc de Valencia. / LP

Más noticias de proyectos de Valencia

 

Fotos

Vídeos