¿Cuánto cuesta un 'smartphone'?

Un 'smartphone' por dentro. /LP
Un 'smartphone' por dentro. / LP

La suma de componentes y mano de obra de los nuevos buques insignias de Samsung y Apple cuestan a las compañías la mitad del precio de venta

JOSÉ A. GONZÁLEZMadrid

A finales del mes de agosto Samsung rompió la barrera de los 1.000 euros con su nuevo Galaxy Note 8. Las surcoreana echó el resto para olvidar el fiasco de su predecesor con una ‘pantalla infinita’ de 6,4 pulgadas y, por primera vez una cámara dual de mucha calidad y seguir el ritmo de un mercado que en la gama alta ya lo ofrecía desde hace un tiempo.

Batalla a la que este mes de septiembre se ha sumando Apple. El gigante de Cupertino ha celebrado el décimo aniversario del lanzamiento de su primer iPhone con un dispositivo con cuatro cifras de precio final. Samsung ha llevado al mercado español a su Note 8 con un precio de 1.010 euros, mientras que el equipo de Tim Cook ha subido la apuesta de los surcoreanos con 1.159 y 1.329 euros para las versiones 64 y 256 GB, respectivamente.

Aumento de precio, sobre todo en el iPhone, provocado por un importante ascenso del coste de los componentes del iPhone X. Su fabricación tiene un coste aproximado para la empresa de 344 euros, lejos de los 210 del iPhone 7 y también por encima de los 307 del Galaxy S8 de Samsung. El precio del coste del Note 8 aún no se ha revelado de forma oficial, pero las primeras informaciones revelan que supera en varios euros el del S8.

Los móviles de gama alta cada vez tienen un precio mayor, pero también son más frecuentes en los bolsillos de los españoles. Una baza con la que juegan las firmas tecnológicas ya que el tiempo medio con el que se renueva un móvil en España es de solo 20 meses. Un periodo que ha aumentado en comparación con años anteriores que no alcanzaba los 16 meses de vida, según datos de Kantar Worldpanel. El 37,3% afirma que le gustaría cambiar de móvil cada año. La tendencia se dispara entre los millennials (18 a 34 años) llegando al 43%.

Auriculares y cargador

Esta es la parte más cara del Galaxy Note 8 y por extensión de la mayoría de los smartphones. 6,3 pulgadas de pantalla AMOLED, 2960x1440 que rondarán los 75 euros. La pantalla del S8 de 5,7 pulgadas alcanzó los 71 euros.

El acabado de cristal en la parte trasera del móvil también ha elevado la factura total en los últimos años. Acabado elegante gracias al famoso cristal Gorilla Glass por 4,7 euros y su montura total se queda en los 18,8 euros, aproximadamente.

Tras la pantalla, esta parte de los móviles suele ser la que más dinero y valor acumula. Su nombre: Exynos 8895 64 Bits y 10nm o Qualcomm Snapdragon 835. Poco ha cambiado del que da vida a su predecesor el S8 y su precio se eleva hasta los 37,6 euros. Este es el motor que diferencia un smartphone bueno de uno mejor.

Por primera vez en la historia de Samsung, el Note 8 viene equipado con tres lentes. Dos en la parte trasera de 12 megapíxeles y con estabilización óptica y una delantera con 8 megapíxeles. Aún no hay datos del pack completo de este dispositivo, pero la factura del Galaxy S8, con una lente menos, era de 17,1 euros. Quizá, la dual cámara del nuevo buque insignia de la tecnológica asiática alcance los 20 euros.

La prueba de fuego del Note 8 tras el fracaso de su predecesor en esta gama. Las nuevas baterías de 3.300mAh que monta este dispositivo han pasado hasta ocho pruebas para evitar fallos. El precio, no es de lo más caro, solo 3,7 euros, aproximadamente.

6 GB de RAM, que superan la anterior apuesta de 4 GB y un almacenamiento de hasta 64 GB ampliables mediante tarjeta SD han costado a los ingenieros de la surcoreana 36,7 euros.

Escáner de iris, lector de huellas y reconocimiento facial todo eso está conectado a varios sensores que permiten desbloquear rápidamente el dispositivo a cambio de 5,4 euros.

El pago del Wifi corre a cargo del usuario, pero para poder conectarse a una red o intercambiar datos mediante Bluetooth se necesita de un dispositivo especial. El Note 8 está equipado con Bluetooth 5.0, LTE Cat16 por 4 euros.

También se incluyen en el precio, 15 euros paga Samsung a AKG y a Dongguan Yingju por los auriculares y el cargador, respectivamente.

Más información

 

Fotos

Vídeos