La muerte será opcional en 2045 y será posible rejuvenecer, según dos ingenieros

Los humanos moriremos a causa de accidentes, pero nunca de manera natural. /Fotolia
Los humanos moriremos a causa de accidentes, pero nunca de manera natural. / Fotolia

Google y Microsoft «están entrando en el campo de la medicina porque se han dado cuenta de que curar el envejecimiento es posible»

EFE

La muerte será opcional en el año 2045 y el envejecimiento una enfermedad curable, según han asegurado el ingeniero José Luis Cordeiro y el cofundador del sistema operativo Symbian, David Wood, durante la presentación en Barcelona de su nuevo libro, 'La muerte de la muerte' (Ediciones Deusto).

Los dos ingenieros defienden la posibilidad científica de la inmortalidad y el rejuvenecimiento y aseguran que en las próximas décadas los humanos «moriremos a causa de accidentes, pero nunca de manera natural», por lo que consideran muy importante que «se declare el envejecimiento como una enfermedad» y poder así investigar también desde la vía pública.

El matemático de Cambridge David Wood explicó durante la presentación que esto será posible gracias a varias técnicas tecnológicas, en las que la nanotecnología tiene una gran importancia.

Así, según Wood, lo hará posible la edición genética para convertir los genes malos en sanos, la medicina regenerativa, la eliminación de las células muertas del cuerpo, los tratamientos con células madre, la reparación de las células dañadas y la impresión de órganos en 3D.

El principal objetivo es «curar el envejecimiento: revertirlo y rejuvenecer», explicó el ingeniero del Instituto Tecnológico de Massachusetts, José Luis Cordeiro, quien ya ha dejado claro que él no piensa morir, y que, además, en 30 años «será más joven que hoy».

Wood y Cordeiro, los ingenieros autores del libro 'La muerte de la muerte'.
Wood y Cordeiro, los ingenieros autores del libro 'La muerte de la muerte'. / EFE/Alberto Estévez

Wood y Cordeiro, este último venezolano de padres españoles, han argumentado que en diez años las enfermedades como el cáncer tendrán cura, y han alegado que compañías como Google «están entrando en el campo de la medicina porque se han dado cuenta de que curar el envejecimiento es posible». Además, los autores han explicado que Microsoft anunció un centro de crioconservación, en el que uno de los científicos está investigando la cura del cáncer en diez años.

Aunque podría parecer que la inmortalidad conlleva a la superpoblación, los autores afirman que aún cabe mucha gente en la Tierra, que actualmente la gente no tiene tantos hijos como antaño y que también «se podrá habitar el espacio».

«Japón y Corea -si siguen con las tendencias actuales de no procrear- están en vías de extinción, por lo que no habrá japoneses ni coreanos en dos siglos», pero afirmaron que «gracias a estas técnicas, sí que los habrá porque van a vivir indefinidamente jóvenes».

Además, respecto a lo que costaría someterse a un tratamiento de rejuvenecimiento, el tecnólogo Wood afirmó, comparándolo con los teléfonos inteligentes, que «al principio será caro, pero con un mercado competitivo el precio bajará porque beneficiará a todos».

El libro tiene prevista su publicación en cuatro idiomas -español, inglés, portugués y coreano-, y los autores han donado los beneficios de los derechos de autor para investigar en esta disciplina.

 

Fotos

Vídeos