Mislata estrena nueva sede judicial cuya inversión supera los 700.000 euros

La consellera de Justicia, Gabriela Bravo, estuvo ayer presente en el acto de puesta en marcha. / lp
La consellera de Justicia, Gabriela Bravo, estuvo ayer presente en el acto de puesta en marcha. / lp

La consellera de Justicia, Gabriela Bravo, asegura que la puesta en marcha de los juzgados de esta localidad era uno de sus grandes compromisos

LAURA CHIRIVELLA MISLATA.

Tras años de reivindicaciones, tanto vecinales como por parte de los operarios jurídicos a causa de las deficiencias y la dispersión de los juzgados, el municipio de Mislata estrena nueva sede judicial. Con una inversión total de 713.755 euros, el nuevo edificio de Justicia integra cuatro juzgados, calabozos, una clínica forense y estancias para proteger la privacidad de víctimas, así como la nueva oficina judicial.

Las obras se han acometido en un plazo de seis meses y al acto de puesta en marcha, que tuvo lugar ayer, acudieron la consellera de Justicia, Gabriela Bravo, el alcalde de Mislata, Carlos Fernández y la presidenta del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana, Pilar de la Oliva, quienes fueron recibidos por la decana de los juzgados de Mislata, Julia Mínguez Roca, que, a su vez ejerció de guía a través de las nuevas instalaciones.

Fue, precisamente, durante la visita cuando la consellera Bravo reivindicó que «esta sede representa lo que es el nuevo concepto de la justicia por la que hemos apostado en el Plan de Infraestructuras Judiciales para la Comunitat Valenciana impulsada por la Conselleria». Asimismo, destacó que la nueva sede era uno de sus compromisos principales «ya que los juzgados estaban en condiciones deficientes para jueces, letrados, fiscal y funcionarios. Si a una sede había que garantizar las condiciones de salubridad, esa era Mislata».

Bielsa destaca que se trataba de una de las reivindicaciones históricas de vecinos y trabajadores

La Generalitat abonará por el uso de estas nuevas instalaciones un alquiler de 40.000 euros anuales, lo que supone un ahorro de 51.000 euros, ya que por las anteriores dependencias se pagaban 91.000 euros al año. La ubicación de la nueva sede judicial se encuentra en plaza de España, con acceso también desde la calle Che Guevara, donde se ha habilitado un bajo de 1.380 metros cuadrados.

Por su parte, el alcalde Fernández Bielsa destacó que «la nueva sede judicial de Mislata era una reivindicación histórica de todos los vecinos y uno de los grandes compromisos que se tenían tanto desde el Ayuntamiento como desde la Generalitat en esta legislatura, ya que los anteriores juzgados estaban en condiciones deficientes para jueces, letrados, funcionarios y fiscales».

Deficiencias anteriores

Con esta sede se pretende garantizar unos servicios judiciales de calidad ya que, en numerosas ocasiones, desde el municipio se ha reiterado la necesidad de aunar todos los servicios judiciales en un mismo edifico y que, a su vez, estuviese en condiciones adecuadas y de salubridad. Sin ir más lejos, hay que recordar que el pasado mes de junio las instalaciones del juzgado número 2 de Mislata acabaron inundadas. Tras las fuertes lluvias que azotaron a la Comunitat durante estas fechas, sumadas a la situación de deterioro del local, provocaron pérdidas materiales relacionadas con el mobiliario, así como expedientes almacenados que quedaron inservibles. Una situación que se había vuelto ya insostenible para los trabajadores de las dependencias judiciales de la localidad.

Espacios no funcionales, problemas de mantenimiento, falta de accesibilidad a personas con movilidad reducida y la dispersión en los juzgados, clamaban la necesidad de una nueva sede digna que será presentada a la ciudadanía, después del estío, mediante unas jornadas de puertas abiertas.

Fotos

Vídeos