La economía de EE UU se desacelera al 2,1%, el peor dato desde 2015

Descarga de contenedores de un barco en el puerto de Long Beach (California)./AP
Descarga de contenedores de un barco en el puerto de Long Beach (California). / AP

El PIB cae un punto en el segundo trimestre respecto al anterior por la guerra comercial, que ha provocado la caída de las exportaciones

E. Martínez
E. MARTÍNEZMadrid

Estados Unidos sigue creciendo, pero la guerra comercial con China también le pasa factura al país norteamericano. La primera estimación del PIB publicada este viernes por la Oficina de Análisis Económico del Gobierno (BEA, por sus siglas en inglés), apuntan a un crecimiento del 2,1% en el segundo trimestre, lo que supone una caída de un punto porcentual respecto al precedente.

Este dato es el más bajo desde el cuarto trimestre de 2015, cuando la economía solo creció un 0,1%. La caída del 5,2% de las exportaciones ha sido el factor fundamental de la desaceleración en estos últimos tres meses, sumado a que la inversión privada se contrajo un 5,5% de abril a junio.

La parte positiva es el gasto de los consumidores, que aumentó a un ritmo del 4,3%, frente al 1,1% del trimestre anterior. Asimismo, la tasa de ahorro de los hogares descendió un 0,4% hasta situarse en el 8,5%. La inversión del Gobierno también subió un 5%, su mayor ritmo desde hace diez años.

El Fondo Monetario Internacional (FMI) actualizaba al alza sus previsiones de crecimiento de la economía estadounidense esta semana, asegurando un crecimiento del 2,6% este año, tres décimas más de lo estimado en su informe de abril. De confirmarse, supondría una caída de tres décimas respecto al crecimiento de la economía el año pasado. Para 2020, proyectan un avance del PIB del 1,9%, lo mismo que tres meses antes. El organismo opina que la guerra comercial está afectando más al gigante asiático que a los norteamericanos, aunque estas cifras revelan su desaceleración.