Las lluvias en Castellón y el regreso de 'fibers' colapsan el 'bypass'

Imagen de archivo de un atasco en carreteras valencianas./Vicente Martínez
Imagen de archivo de un atasco en carreteras valencianas. / Vicente Martínez

Las retenciones han llegado a los 7 kilómetros

Juan Antonio Marrahí
JUAN ANTONIO MARRAHÍValencia

El regreso de asistentes del Festival Internacional de Benicàssim (FIB), unido al tiempo lluvioso y con granizo en algunas zonas de Castellón, que hace que muchos de ellos hayan decidido emprender la vuelta en lugar de aprovechar el día, está creando importantes retenciones en el enlace del 'bypass' con la A-7. Desde aproximadamente las 11 de la mañana, este punto se registran retenciones de vehículos que han llegado a alcanzar los siete kilómetros, mayoritariamente de coches que proceden del norte y pretenden incorporarse a la A-3 para regresar a Madrid o a otros puntos del centro del país.

Según Tráfico, el punto crítico es el kilómetro 336 de la A-7, en el término de Ribarroja, que corresponde al enlace con la A-3. A las 13.30 horas, se contabilizaban 4 kilómetros de colas en el 'bypass' de vehículos procedentes del norte y otros 3 de conductores que llegaban desde el sur. En esta parte de la red vial hay un problema añadido. Hay sólo un carril de incorporación a la A-3 desde ambos sentidos, lo que genera un importante cuello de botella. Así, el tráfico comienza a fluir sin mayores impedimentos una vez que los vehículos acceden a la autovía entre Valencia y Madrid, cuando de nuevo la calzada recobra anchura.

Fotos

Vídeos