Atascos en la A-3 por una fuerte tormenta y granizada en Valencia

Un fuerte aguacero cae en Valencia. /Jaume Lita
Un fuerte aguacero cae en Valencia. / Jaume Lita

El Intercity Madrid-Gandia, detenido durante dos horas en Requena-Utiel por una avería causada por las condiciones climatológicas adversas

J. B.

La tormenta que este domingo por la tarde ha afectado al interior de la provincia de Valencia ha provocado una avería técnica en el Intercity que partió a las 15.10 horas desde Madrid con destino a Gandia, por lo que tuvo que parar a la altura de Utiel-Requena. Según la información facilitada por fuentes de Renfe y por algunos usuarios, el parón ha durado alrededor de dos horas.

Desde la operadora estatal han explicado que la avería ha tenido que ver con las condiciones climáticas. En arreglo al protocolo habitual y al no poder ser arreglada in situ, se decidió enviar una unidad AVE desde Valencia que ha llegado sobre las 18.30 horas para colocarse en paralelo al tren bloqueado y permitir el transbordo de los pasajeros para reanudar el viaje. La unidad ha echado a andar cerca de las siete y media.

El tren debía haber llegado a su destino a las 18.22 horas, según ha explicado Renfe. Fuentes presenciales han añadido que el granizo que acompañaba a la tormenta afectó a un elemento básico para el funcionamiento del tren. Además, han destacado que los operarios informaron en todo momento a los usuarios de lo sucedido y que el cambio de unidad se ha hecho «en orden y tranquilamente» a través de una pasarela.

A la misma hora, tal y como ha informado la Sala del 112, se ha producido una congestión en la A-3, también a la altura de Requena (entre los kilómetros 286-289), como consecuencia de la lluvia intensa y el granizo, que han obligado a los coches a parar hasta que ha mejorado la situación. También ha habido problemas en el acceso a Valencia desde Castellón durante la tarde. En total, el teléfono de Emergencias de la Generalitat ha recibido, hasta las seis y media, 25 llamadas relacionadas con la inestabilidad.

Hasta media tarde, la tormenta, que se había formado en el norte de Valencia, con muy poca precipitación o seca, se movía hacia el nordeste. No estaba dejando muchos rayos, típico de tormentas con poca precipitación. También se han registrado rayos en la zona de la Vall d'Uixó, la Vilavella o Burriana.

La situación ha cambiado desde la 17.00 horas. El granizo se ha asomado a la ciudad de Valencia, con un tamaño considerable, y otras localidades, como Tavernes Blanques o Albuixech. Los aguaceros han sido intensos por momentos en muchas poblaciones.

En Valencia la tromba de agua ha dejado 3,4 litros por metro cuadrado en el aeropuerto, según Aemet, y pedrisco del tamaño de garbanzos, especialmente en el oeste y norte del área metropolitana. En algunos puntos como Albalat dels Sorells, según la Associació Valenciana de Meteorologia (Avamet), se han registrado algo más de 10,4 litros por metro cuadrado. Pero la granizada más importante ha tenido lugar en el término de Requena donde ha descargado una tromba de agua a media tarde que ha llegado acompañado de pedrisco y fuerte aparato eléctrico

Las tormentas han afectado también a las temperaturas. Por ejemplo, en solo 20 minutos los termómetros han bajado más de 13 grados en Utiel, desde los 33,5 grados a los 20,1, sobre las 17 horas. También se han registrado, en esta misma localidad, rachas de vientos de 88 kilómetros por hora. La temperatura que a las 17 horas era de 33.5 ºC ha descendido en veinte minutos a 20.1 ºC.

Tormenta en Valencia