Antonio Sabater se lleva la Volta Ciclista a la Marina

Antonio Sabater durante la entrega de premios. / J. Z.
Antonio Sabater durante la entrega de premios. / J. Z.

Una caída durante la última etapa celebrada en Pedreguer impidió a Álvaro Arenas llevarse el título de campeón

JAVIER ZAMORA PEDREGUER.

Paul Double, del Zappi Racing Team se alzó con la victoria de la octava y última etapa de la tregésimo segunda edición de la Volta Ciclista a La Marina celebrada en Pedreguer. Una competición que finalmente conquistó Antonio Sabater del club Ciclis Sabater.

Double, escapado desde el kilómetro 4, dejó atrás a todo el mundo y se llevó la etapa con comodidad, de la misma manera que lo hiciera en la etapa de Benidorm. Siempre por delante se adjudicó las dos Metas Volantes, situadas en los kilómetros 14 y 42, y los dos Puertos puntuables de la tercera categoria, El Portet d'Orba y el de La Llosa de Camacho.

La carrera además tuvo dos puertos más no puntuables, que hicieron mucha mella en el pelotón principal. Los principales líderes consiguieron aguantar al grupo, pero subiendo el Alto de Fontilles ya se partió y disgregó.

Pasaron el Alto de Orba, La Ferrara y el de La Llosa. En la bajada, a casi 80 kilómetros por hora se produjo una aparatosa caída en la que se vieron involucrados Álvaro Arenas, hasta entonces líder, del Encancon, Rubén Cuenca del Powerzone, Thomas Scheffer del Multiseport-UCMontgó y Antonio Verdú del Automóviles Gomis. Todos ellos sufrieron numerosas contusiones, cortes y raspaduras. Verdú se llevó la peor parte, al padecer una posible fractura de codo.

Arenas se rehízo y entró en meta como pudo, pero se le escapó el primer puesto de la general. Tampoco tuvo suerte Juan Bautista Alario del Monblau-Delikia, que tuvo que ser trasladado a un centro médico por la caída que sufrió subiendo Fontilles.

Finalmente fue Antonio Sabater quién se enfundó el jersey amarillo que lo acredita como vencedor después de 8 etapas. Sabater, fue el mejor Máster 40. Moisés Espinós fue el vencedor de las Metas Volantes y de la categoría Master 30, además consiguió el premio a la Combatividad. Por su parte, Vicente Pla Espí del Gobik, se llevó el título de Rey de la Montaña. Francésc Bosca, fue el mejor en Masters 50 y por equipos el vencedor fue el Multisport-UCMontgó.

Tanto el público como los ciclistas destacaron la buena organización de la competición, pues en todo momento primó la seguridad de los corredores. Los espectadores acudieron en masa para presenciar la última etapa de una Volta llena de emoción y de avatares que hicieron mantener la emoción hasta el último momento.

Fotos

Vídeos