Sigue el acoso al diésel: ciudades que ya lo prohíben

Vista del distrito financiero de Francfort, donde se restringirá la circulación de vehículos diésel./ EFE
Vista del distrito financiero de Francfort, donde se restringirá la circulación de vehículos diésel. / EFE

Un tribunal obliga a Fráncfort a impedir la circulación de los automóviles diésel más viejos | Las prohibiciones se extienden como la pólvora

AGENCIASFráncfort

El Tribunal Administrativo de Wiesbaden decidió este miércoles obligar a Fráncfort a prohibir la circulación de los vehículos diésel más antiguos para garantizar un aire limpio en la ciudad, según las demandas europeas. Así, será la tercera ciudad de Alemania en restringir la circulación de determinados coches, motos y otros vehículos con motores de gasoil. La sentencia obliga a prohibir la circulación de vehículos diesel con la norma para el control de emisiones Euro 4, de 2005, y más antiguos a partir del 1 de febrero próximo y de los automóviles con la norma Euro 5, de 2009, a partir de septiembre de 2019.

Esta decisión de la justicia alemana se produce después de la demanda de la asociación Deutsche Umwelthilfe (DUH), que defiende que la prohibición de los coches diésel es la única forma de cumplir con los objetivos medioambientales de la Unión Europea (UE), que estipula que los niveles de dióxido de nitrógeno no deben superar los 40 microgramos por metro cúbico. Ahora Fráncfort seguirá lo pasos de otras localidades como Stuttgart, Aquisgrán y Hamburgo, que ya han prohibido los diésel o estudian limitar su uso.

Un cartel de prohibición para vehículos diésel en Hamburgo.
Un cartel de prohibición para vehículos diésel en Hamburgo. / AFP

Y es que el acoso al diésel se extiende como la pólvora en todo el mundo. En España, quince millones de conductores creían de buena fe que sus coches eran limpios y respetuosos con la ley. Pero esa percepción cambió de la noche a la mañana cuando se destapó el fraude del 'Dieselgate', y se levantaron sintiéndose sucios, antiecológicos e impopulares. De un día para otro se les expulsa de los centros urbanos, se ha disparado el coste del combustible que utilizan, el valor de reventa de sus vehículos se ha desplomado. Si hace unos pocos años casi tres de cada cuatro turismos que se vendían en España montaban motores diésel, en el último ejercicio los vehículos a gasolina les superaron en diez puntos -51% frente a 41%-.

Más información sobre los coches diésel

El punto flaco de los motores de combustión, los diésel, está en las partículas en suspensión y los óxidos de nitrógeno de los gases de escape que emiten a la atmósfera. Pero los nuevos filtros que se instalarán obligatoriamente a partir de enero próximo, con la entrada en vigor de una normativa europea -sólo en los vehículos nuevos-, zanjarán este inconveniente.

¿Qué futuro espera al diésel?

Las marcas siguen defendiendo los vehículos diésel. Aún así, una decena de fabricantes han anunciado que dejarán de producirlos. Lexus fue la primera que descartó montar coches diésel, iniciativa que ha sido secundada por su matriz, Toyota, y otras firmas como Volvo, Renault y Fiat.

Cada vez más, los compradores los rehuyen. «Los coches diésel de entrada son más caros que los gasolina. Antes, si lo ibas a usar mucho valía la pena comprarlo porque cada vez que llenabas el depósito salia más barato y, al final, amortizabas el dinero de más que habías pagado por él. Pero ahora que van a subir el precio, no vale para nada la pena», comentaba hace unos días a LAS PROVINCIAS Laura Aparicio, joven valenciana que estaba barajando comprarse vehículo nuevo. A la pregunta de si cabe la posibilidad de que adquiera un coche de gasóleo respondía tajante: «Yo los diésel ni los miro, van a desaparecer».

Mientras tanto, más y más ciudades se suman a las urbes que limitan o prohíben la circulación de vehículos diésel por sus calles:

Roma prohibirá la circulación de vehículos diésel en 2024.
Roma prohibirá la circulación de vehículos diésel en 2024. / Tiziana FABI / AFP

Roma lo prohibirá en 2024

La alcaldesa de Roma, Virginia Raggi, informó en febrero pasado de que prohibirá la circulación de automóviles diésel en el centro de la capital italiana a partir de 2024, una medida con la que pretende contribuir a la protección del medioambiente. La alcaldesa anunció en su perfil de Facebook que esta decisión busca frenar el avance del cambio climático, que está modificando los hábitos de vida de las sociedades actuales.

Madrid

En Madrid, la alcaldesa, Manuela Carmena, quiere poner en marcha un plan con el que impedirá circular por el término municipal a los vehículos de gasolina matriculados antes del año 2000 y a los diésel vendidos antes de 2006.

Barcelona

Barcelona ha anunciado una medida del mismo estilo. Así, a partir del 1 de enero de 2019, quedará proscrita la circulación de coches con más de veinte años por el centro de la ciudad. París, México, Oslo y las grandes urbes de China caminan en la misma dirección.

FOTOGALERÍA: LOS COCHES PREFERIDOS POR LOS ESPAÑOLES

Fotos

Vídeos