El cerco al castellano se amplía este curso y afecta ya a toda Primaria

Aspirantes en la última oposición, que ha creado 3.900 plazas estables. / J.Signes
Aspirantes en la última oposición, que ha creado 3.900 plazas estables. / J.Signes

En el actual modelo lingüístico la mitad de los colegios tienen enseñanza en valenciano y el 33% en castellano

Joaquín Batista
JOAQUÍN BATISTAValencia

Más de 700.000 alumnos vuelven a las aulas en nueve días. Comienza el curso 2019-2020, el primero de la segunda legislatura del Botánico, y llega con novedades. Algunas previstas, como el avance del modelo lingüístico que afectará ya a todos los niveles de Infantil y Primaria, y otras menos conocidas por su reciente gestación. Es el caso del plan para frenar el absentismo escolar que quiere implantar Educación y que aún se tiene que concretar. Además, a lo largo del curso debe entrar en vigor la carta de compromiso de los padres con su centro, para cooperar en la formación de los hijos, y se conocerá el procedimiento para renovar la jornada continua en aquellos colegios que ya la aplican. En principio y salvo que la administración diga lo contrario, las familias de 215 escuelas están llamadas a votar si quieren seguir con el horario intensivo.

También habrá novedades en el comedor, pues se esperan más beneficiarios de las becas, cuya inversión ha crecido de manera constante en los últimos años. Y los centros estarán obligados a servir menús escolares de acuerdo a las convicciones religiosas de los alumnos.

En cuanto a personal, seguirá el aumento de profesores de refuerzo, y en Infantil crecen las plazas gratuitas de dos años, pero sólo para las familias que escojan enseñanza pública. Además, no faltará incertidumbre judicial, aunque la presión será menor que en cursos anteriores. En los últimos meses se han publicado sentencias favorables a la administración (aunque en global sigue sumando más penas que alegrías), si bien quedan algunos procesos importantes, como el del Supremo en relación a los conciertos.

Los padres tendrán que prometer por carta que ayudarán al centro en la formación de los hijos

Sobre las infraestructuras, volverá a ser la legislatura de los barracones, que siguen existiendo pese a las promesas de eliminación. Fuentes de la conselleria no precisaron datos de alumnos en aulas prefabricadas al estar afinando todavía las cifras de cara al arranque del curso, aunque la pasada semana, en una entrevista en Radio Valencia, Marzà dijo que este ejercicio abandonarán las aulas provisionales unos 2.000 estudiantes, lo que implica que la cifra total se quedará en unos 11.000, tomando como referencia los datos oficiales de curso anterior, referidos tanto a los colegios íntegramente en módulos prefabricados como a los que sólo tienen algunas unidades en barracones. De los primeros hay 8 pendientes y sólo se prevé que el 103 de Valencia sea inaugurado con el inicio del curso.

Acerca del peso de las lenguas oficiales, la Ley de Plurilingüismo empezó a aplicarse el curso pasado, lo que motivó que los centros elaboraran un proyecto lingüístico definiendo los porcentajes de cada una y sin posibilidad de ofertar la doble línea (grupos con el valenciano como lengua principal junto a otros donde predominaba el castellano). La gran mayoría de las escuelas que la tenían optó por un modelo donde la autonómica era mayoritaria, lo que ha supuesto una clara pérdida de oferta en castellano.

Unos 11.000 alumnos seguirán dando clase en colegios con aulas prefabricadas

Una de las medidas más recientes es la creación de un plan para combatir el absentismo

Los colegios diseñaron sus proyectos a mediados del año pasado y ya reflejaban los porcentajes para todos los cursos de Infantil y Primaria, aunque su aplicación ha ido por fases. En el 2018-2019 afectó a los niños de Infantil y de 1º y 2º de Primaria y en el 2019-2020 llegará a los que están entre 3º y 6º. Es decir, estos han podido mantener los modelos anteriores durante el curso pasado (y la doble línea, si la tenían), pero a partir de septiembre la ley ya estará plenamente vigente en toda la etapa, lo que implica más retroceso del castellano. Básicamente, la lengua pierde líneas educativas, o lo que es lo mismo, plazas.

En números, según los datos que ofreció Educación tras la adaptación de los centros a la ley, el 54% de los colegios optaron por dar más del 45% de las horas de Primaria en valenciano (por lo que es la lengua mayoritaria), porcentaje que en el caso del castellano se quedó en el 33% del total. Este escenario, que no llegaba a afectar a todos los niveles de Primaria, ya estará vigente en toda la etapa con el nuevo curso. Eso sí, eran cifras provisionales basadas en una muestra de 1.250 colegios, por lo que no estaban todos. La conselleria no explicó esta semana si tiene información más actualizada.

Barracones Colegios pendientes del avance de sus proyectos

Educación prevé que durante este curso se inauguren siete colegios, tal y como informó el conseller Marzà en una reciente entrevista en Radio Valencia. Uno de ellos será el nuevo 103 de Valencia, cuyas instalaciones actuales están conformadas íntegramente por barracones. En principio llegará para el inicio de las clases. Sin embargo, hay ocho centros completamente en aulas prefabricadas cuyas obras siguen sin licitarse. Cinco de ellos están incluidos en Edificant.

8

colegios de barracones sin licitar

Aulas de 2 años Gratuidad exclusiva para la pública

La conselleria ha aumentado la oferta de plazas gratuitas de dos años en colegios públicos, una iniciativa que ya suma 169 aulas, lo que arroja un total de 3.042 puestos escolares. Muchas se sitúan en centros donde ha flojeado la demanda en años anteriores, por lo que se les facilita la matrícula y se evita la desaparición de unidades. La red concertada y las guarderías privadas han reclamado también la gratuidad para este tramo, que llegará esta legislatura.

35

nuevas unidades

Castellano La ley de plurilingüismo reduce la oferta a la mitad

La Ley de Plurilingüismo deja en manos de los colegios la decisión sobre el peso de las lenguas. En los centros públicos el equipo docente hizo una propuesta que se presentó al consejo escolar, que debía validarla por una mayoría de dos tercios para que la conselleria la aceptara. En los concertados dependía de la titularidad. Los resultados que dio Educación, en base a los proyectos lingüísticos de 1.250 centros (el 93% del total), fueron los siguientes: el 54% optó por un modelo donde más del 45% de las horas lectivas de Primaria se impartirían en valenciano (674), mientras que el 33% eligió que fuera el castellano el predominante (421). El escenario que dibujaba el modelo anterior, aprobado por el PP en 2012, era distinto. 909 escuelas tenían un programa plurilingüe de enseñanza en castellano (PPEC), distribuidas de la siguiente manera: en 674 era el modelo único y en 235 convivía con un programa plurilingüe de enseñanza en valenciano (PPEV) gracias a la doble línea, opción que no permite la ley actual. Estos datos se desprenden de la información facilitada por la conselleria en un dossier de inicio de curso, si bien el total de centros de la muestra era mayor: 1.385. Semejante pérdida de peso se ha debido, precisamente, a la desaparición de la doble línea -se consideraba que servía para segregar al alumnado- de manera que estos 285 centros han tenido que elegir un proyecto lingüístico único para todos sus alumnos. Y la inmensa mayoría han optado por relegar el castellano y ofrecer una enseñanza mayoritariamente en la lengua autonómica.

Experimentales

208 colegios no dan ni una hora en castellano en Infantil. Se retrasa su exposición hasta a 1º de Primaria.

Además, la ley permite aplicar proyectos experimentales en los que no se cumplan los porcentajes mínimos exigidos para cada lengua. En total se han autorizado 208 a petición de los centros, y en todos ellos no se da ni una hora de castellano en los tres cursos de Infantil. Exactamente se retrasa su exposición hasta la enseñanza obligatoria (Primaria), donde los alumnos ya continúan con un modelo basado en el valenciano. Ante las críticas de la oposición (Ciudadanos) por esta situación, Educación defendió que era una práctica ya existente con el PP, cuando se llegaron a autorizar más de 300.

Comedor escolar Alternativas por creencias religiosas y más becas

La inversión en becas de comedor aumentará este curso en un millón de euros, lo que se traducirá en más estudiantes beneficiados. Además, las instrucciones de inicio de curso recogen por primera vez la obligación de facilitar menús alternativos que eviten cualquier discriminación, por ejemplo por la creencia religiosa del alumno, medida que se deriva de la Ley de derechos y garantías de la Infancia y la Adolescencia. Hasta ahora era una recomendación a los centros.

Servicio de comedor en un colegio valenciano.
Servicio de comedor en un colegio valenciano. / J. P. Reina

72, 5

millones de inversión en becas

Jornada continua Nuevas votaciones o moratoria en doscientos centros

La jornada continua afecta ya a seis de cada diez colegios públicos y a una veintena de concertados. Según la normativa actual, el horario intensivo tiene una vigencia de tres ejercicios académicos. Los 215 que la aplicaron por primera vez en 2017-2018 tendrán que renovarla a lo largo de este curso (de cara a su continuidad en el siguiente), lo que implica que las familias deberán votar y que el resultado sea más que mayoritario. La alternativa es que Educación apruebe una moratoria de un año más, una renovación automática, tal y como sucedió con los que debían haber votado el ejercicio pasado. Eso sí, la norma que permite esta continuidad sigue sin aprobarse.

653

colegios con jornada continua

Extraescolares Sin gratuidad para las actividades dentro del horario escolar

Una de las reclamaciones recurrentes de Podemos, que ya forma parte del Botánico, ha sido la gratuidad de las actividades extraescolares. Sin embargo, no llegará este curso. La conselleria insta a que los centros programen actividades gratuitas dentro del horario escolar (entre el comedor y las clases vespertinas) en la jornada partida, pero no obliga a ello tras aprobar una moratoria de un ejercicio.

25 euros

Precio máximo de una actividad

Xarxallibres El desgaste y el plurilingüismo obligan a renovar los libros

El programa Xarxallibres alcanza ya a 424.000 alumnos de colegios públicos y concertados y este curso afronta una fase crucial. Muchos de los ejemplares, los primeros que entraron en el programa de reutilización, han cumplido cuatro años de vigencia, por lo que deben ser renovados. Además también afecta la aplicación de la Ley de Plurilingüimo en toda la Primaria, lo que implica cambiar la lengua de muchas asignaturas, y por tanto, de sus manuales. La conselleria ha permitido que los centros puedan duplicar el dinero para la compra de ejemplares en concepto de reposición.

Tribunales El bono infantil, los recortes de aulas y los conciertos, a juicio

Pese a no tratarse de una novedad propia del curso, la acción de la justicia puede afectar a muchos centros. Está pendiente el recurso de las patronales contra la gratuidad selectiva en Infantil -no llega a las aulas de dos años de centros concertados y privados-, así como el pronunciamiento del Supremo sobre la pérdida del concierto de Bachillerato en 21 centros. También está en el TSJCV la nueva orden de pago delegado.

21

colegios pendientes del concierto

Plantillas Bajada de ratios y más profesores para evitar el abandono

La previsión de la conselleria es que el avance progresivo de la reducción de las ratios máximas, así como la recuperación de los tutores de Primaria y la minoración de las horas lectivas en Secundaria, impliquen un aumento del número de profesores de plantilla. Además, a través de los Planes de Actuación para la Mejora (PAM) se prevé una dotación de 11.800 docentes que se añaden a las plantillas ordinarias de los centros y que sirven para aplicar medidas específicas contra el fracaso escolar. Ya se conoce la asignación definitiva para los centros públicos, pero no la de los concertados.