El Gobierno licitará el paso elevado en el Hostal Sant Jaume de la N-332 este año

Varios coches circulan en la intersección del Hostal Sant Jaume. / B.O.
Varios coches circulan en la intersección del Hostal Sant Jaume. / B.O.

Desde la subdelegación confirman a Pego y Oliva que hay una partida de 200.000 euros presupuestada para la redacción del proyecto

B. ORTOLÀ/ R. ESCRIHUELA PEGO.

El anhelo de los pegolinos de contar con un paso más seguro en el cruce del Hostal Sant Jaume, entre la N-332 y la CV-678, está cada vez más cerca de convertirse en realidad. El subdelegado del Gobierno de la provincia de Valencia, José Vicente Herrera se comprometió ayer, ante la exigencia de los alcaldes de Pego, Enrique Moll y Oliva, David González, a que el Gobierno redactará y licitará el proyecto del paso elevado antes de que finalice el 2018. Además, los ediles le reclamaron que estas nuevas obras aparezcan reflejadas en los presupuestos de 2019.

Herrera les explicó que existe una partida de 229.700 euros en el proyecto de los Presupuestos Generales del Estado de 2018 para la redacción de la nueva actuación para este tramo de la vía. Este epígrafe de las Cuentas Generales está vinculado a una consignación de poco más de 2,5 millones de euros en un antiguo presupuesto para la ejecución de la obra en el año 2015. Según comentó el edil pegolino, el proyecto sigue siendo el mismo, un paso elevado que daría continuidad a la CV-678, y dos rotondas para poder incorporarse a la N-332. Aunque ocho años después, han quedado desfasadas.

En la nueva redacción de las obras deberá actualizarse el IVA, así como el ancho de la carretera, por lo que la suma total variará notablemente, «aproximadamente será un 20% más caro», comentó ayer el alcalde pegolino.

El nuevo proyecto también contempla la construcción de dos carriles habilitados como vías de acceso, «uno en cada lado de la carretera que se situarán, aproximadamente desde Oliva Nova hasta poco más del centenar de metros de la peligrosa intersección».

A pesar de las promesas del subdelegado, tanto desde Pego como de Oliva se muestran recelosos. La moción que se debate en el Congreso de los Diputados puede llevar consigo cambios en el Gobierno, y con ello, el rechazo a la propuesta de Presupuestos Generales, que podría afectar a la partida ya consignada para avanzar con el problema del Hostal Sant Jaume. A pesar de ello, el alcalde pegolino confió en que las cuentas «no se tocarán, porque el PSOE ha dado su palabra de que no lo harán. Además, los presupuestos se votan en el Senado, dónde tiene mayoría el Partido Popular, no creo que vayan en contra del trabajo que han realizado ellos mismos».

El encuentro entre los ediles y el subdelegado del Gobierno es uno de los puntos que las corporaciones locales acordaron en llevar a cabo de forma conjunta para «hacer presión». Otro tema estipulado y que sigue en pie son las concentraciones convocadas para pedir soluciones. Hoy por la tarde, tendrá lugar la de Pego en la Plaza del Ayuntamiento, dónde se espera una gran asistencia por parte de los pegolinos. Además, el alcalde de Oliva confirmó que también se desplazará una delegación hasta el pueblo vecino para unirse a la concentración.

González y Moll también revelaron que el próximo mes de septiembre tendrá lugar otra manifestación, esta vez en Oliva. «No vamos a parar las reivindicaciones hasta que estemos completamente seguros de que el proyecto se va a realizar», apuntó el munícipe pegolino.

En cuanto a la manifestación convocada para el 9 de junio, en la que se pretende cortar la N-332, Moll instó a los vecinos a «no llevarla a cabo, primero porque puede resultar peligroso para la seguridad de las personas y segunda porque contamos con el compromiso de la subdelgación de Gobierno».

Fotos

Vídeos