Las Provincias

Un animal prehistórico en las charcas valencianas

Crustáceos triops.
Crustáceos triops. / Colegio Oficial de Biólogos.
  • Biólogos comprueban tras las últimas lluvias en la Comunitat el estado de una especie que sobrevive desde el Triásico

Especialistas están comprobando en las semanas posteriores a las lluvias las charcas creadas en la Comunitat Valenciana para comprobar el estado de las poblaciones conocidas de 'triops', unos crustáceos prehistóricos de tres ojos cuyos huevos pueden estar enterrados en el sedimento reseco desde meses hasta decenas de años y que despiertan de su "letargo" cuando las precipitaciones son más abundantes y hacer surgir lagunas temporales.

Así lo han explicado en un comunicado desde el Colegio Oficial de Biólogos de la Comunitat Valenciana, que han indicado que la autonomía ha vivido uno de los finales del invierno y principios de primavera más húmedos de los últimos años que, como consecuencia, ha provocado la creación de multitud de charcas temporales, principalmente en el interior.

Actualmente, los estudiosos de estos crustáceos han encontrado triops en siete estanques temporales del interior de la Comunitat Valenciana, en las provincias de Valencia y Castellón. Se trata de "ecosistemas raros y escasos que no tienen ningún tipo de relación con otros hábitats acuáticos", ha señalado la bióloga María Sahuqillo. "Son auténticas reliquias del Triásico convertidas en animales muy selectivos con el hábitat, súper especialistas que sólo tenemos en pocos lugares y con unos requerimientos muy estrictos", ha añadido.

La bióloga, experta en aguas efímeras, ha explicado que los triops presentan un ciclo biológico excepcional, con huevos que pueden estar enterrados en el sedimento reseco desde meses hasta decenas de años, y que despiertan de su letargo cuando el agua de lluvia vuelve a formar balsas y pequeñas lagunas temporales, para desarrollar el ciclo de vida a una "gran velocidad".

En algunas ocasiones, estas pequeñas zonas húmedas se secan en pocas semanas por lo que los triops deben salir de los huevos, hacerse adultos, reproducirse y concebir nuevas puestas en un tiempo récord.

"En realidad es un animal que debería ser suficientemente conocido, ya que incluso tiene un nombre popular. En Valencia se le conoce como tortuguita", ha aseverado la bióloga, que ha descrito que hace unos años esta especie era "muy abundante" en la Comunitat puesto que estaba presente en todos los arrozales del parque natural de la Albufera. "Es considerado como el animal vivo con una morfología más antigua y esto significa que desde su aparición durante el Triásico no ha cambiado la forma de su cuerpo", ha explicado la experta.

El triops valenciano mide 5 centímetros

Los triops tienen dos ojos compuestos internos y otro simple. El cuerpo está formado por un caparazón dorsal y ovalado que cubre la cabeza y presentan un cuerpo segmentado con numerosas patas articuladas. Los valencianos (Triops cancriformis) miden unos cinco centímetros y vivían en casi todos los humedales costeros a excepción de los más salobres que hay en el sur de Alicante. En los arrozales de la Albufera de Valencia se consideraban una peste ya que removían el sedimento y afectaban al crecimiento de la planta.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate