Ikea retira una cómoda por problemas de seguridad y pide a los clientes que la compraron que contacten con su tienda

Ikea retira una cómoda por problemas de seguridad y pide a los clientes que la compraron que contacten con su tienda

La empresa ha recibido tres informes sobre incidentes en Alemania y Australia en los que la parte plegable del mueble de la serie Sundvik se ha soltado dejando caer a bebés desde el cambiador

M. C. V. Valencia

Ikea ha decidido retirar del mercado para reparar la cómoda cambiador de la serie Sundvik por precaución tras detectar problemas de seguridad. La empresa sueca ha recibido tres informes sobre incidentes en Alemania y Australia en los que la parte plegable se ha soltado dejando caer a bebés desde el cambiador. Según informa Ikea, estos accidentes se han producido «porque no se han utilizado los herrajes de bloqueo de seguridad de acuerdo con las instrucciones».

Por ello, la multinacional ha solicitado «urgentemente» también a los clientes que compraron el producto que fijen la parte abatible con el herraje de bloqueo de seguridad que se proporciona, como figura en las instrucciones. En los casos en los que no se esté seguro de si está mal montada o se hubieran perdido los herrajes, Ikea ha pedido dirigirse a las tiendas para conseguir asesoriamiento y las piezas que falten de forma gratuita. «No se requerirá una prueba de compra (el ticket) a los clientes», afirman.

Desde Ikea aseguran que numerosos clientes han hackeado la cómoda Sundvik y la utilizan como una mesa plegable a diario y sin montar los herrajes de bloqueo de seguridad de acuerdo con las instrucciones. Por ello, recuerdan que el producto ha sido diseñado «en primer lugar para ser utilizado para cambiar pañales a los bebés y su segunda vida sería como mueble de almacenaje». Por eso, la empresa mantiene que el producto es seguro cuando se utiliza para lo que ha sido diseñado y según las instrucciones que se proporcionan.

Cómoda Sundvik de Ikea.
Cómoda Sundvik de Ikea. / LP

Ikea