Sánchez asegura que «no tira la toalla» y apela a Podemos, PP y Cs a «explorar otras opciones»

El secretario general del PSOE no rechaza explícitamente un Gobierno de coalición con el partido de Iglesias

Paula De las Heras
PAULA DE LAS HERASMadrid

Pedro Sánchez asegura que no se resigna a ir a elecciones el próximo 10 de noviembre tras el fracaso, este jueves, de su investidura. El presidente del Gobierno en funciones y aspirante a la reelección había dicho en innumerables ocasiones que si no era posible formar Ejecutivo en julio no habría más oportunidades. Sin embargo, horas después de que su candidatura haya sido rechazada por el Congreso de los Diputados, ha asegurado que «no tira la toalla» y ha apelado por igual a la «responsabilidad» de Podemos, de Ciudadanos y de Podemos.

El secretario general del PSOE, entrevistado en Telecinco, no ha dicho explícitamente si descarta ya por completo formar un Gobierno de coalición con el partido de Pablo Iglesias, pero de manera implícita ha dado a entender que esa es para él ya una vía muerta. «Las cuatro fuerzas políticas tenemos que reflexionar sobre cómo desbloquear la situación y encontrar otros caminos -ha dicho- que permitan no concluir en elecciones». En otro momento, ha utilizado palabras similares, como: «Hay que explorar otras opciones».

Sánchez también se ha mostrado convencido de que el líder de Podemos ya «se está arrepintiendo» de su decisión de no aceptar la oferta de una vicepresidencia y tres ministerios que le había ofrecido su formación y de haber llevado a su organización a «un callejón sin salida». «Podemos es una organización con poco más de cinco años de vida. No ha tenido una experiencia de Gobierno. Plantear que gestione la Hacienda Pública o la Seguridad Social cuando tenemos un desafío importante para su sostenibilidad me parecía que no era responsable -ha argumentado-. Cuestión distinta era que pudiera empezar a incorporarse en la gestión de ministerios alineados con sus demandas sociales, pero tampoco le fue suficiente».

Tras el fracaso en su investidura, Pedro Sánchez habló en Telecinco de los siguientes pasos que piensa dar. «No ha sido posible, pero no hay que tirar la toalla después de que Iglesias haya impedido la investidura podemos desbloquear esta situación. Hay motivos para no tirar lo toalla, para acordar entre PSOE, PP, Ciudadanos y Podemos. Invito a PP, a Ciudadanos y Podemos para desbloquear esta situación», dijo el presidente en funciones con la idea de evitar unas nuevas elecciones. «No he recibido el apoyo de Unidas Podemos ni la abstención del PP y Ciudadanos. Pero eso no quiere decir que no podamos llegar a acuerdos en las próximas semanas», añadió. «Mi responsabilidad es que España tenga un gobierno cuanto antes y voy a trabajar por ello», insistió en la entrevista.

El líder del PSOE hizo un análisis de su investidura fallida en el Congreso de los Diputados horas antes. «Siento la frustración en el ámbito personal, pero no me la puedo permitir en el ámbito político», aseguró y cerró el paso a repetir el camino: «Hemos planteado una vía, que no tenía salida. Pero hay que volver al punto de inicio y volver a explorar el camino». Eso sí, quiso recordar los obstáculos. «Dos partidos que dicen contribuir a la estabilidad del Estado lo están desestabilizando con ese 'no' a mi investidura», esgrimió.

Sánchez también ha tenido palabras para el líder de Unidas Podemos tras el fracaso de las negociaciones para un gobierno de coalición: «Creo que el señor Iglesias se ha equivocado y lo sabe, y sabe al desastre a la que lleva a su organización (..) Unidas Podemos podían participar por primera vez en un gobierno de coalición en España y han dado un portazo (..) Me siento profundamente decepcionado con el señor Iglesias, y no entiendo sus razones».

También tuvo palabras críticas para el líder de Ciudadanos, Albert Rivera: «El señor Rivera está sufriendo una crisis existencial en su proyecto político, y solo mira a la derecha». Aprovechó para recordar que el representante del partido naranja no acudió a la reunión a la que le invitó antes de la investidura. «Es bastante deplorable que el señor Rivera no haya querido ni reunirse conmigo», afirmó.

Más información