Gema Amor deja la política

Gema Amor/LP
Gema Amor / LP

La portavoz de del Grupo Liberales de Benidorm, Gema Amor, ha anunciado esta mañana que deja la política por un problema de salud

JUAN SANCHIS y EFEValencia

La portavoz de grupo municipal Liberales de Benidorm, Gema Amor, ha anunciado hoy que deja la política activa debido a los problemas de salud que le afectan a las cuerdas vocales desde hace algunos años.

La política benidormense ha hecho estas declaraciones en una comparecencia ante los medios de comunicación, junto a numerosos seguidores de su formación política que la han acompañado desde que abandonase las filas del PP en 2011.

Amor, quien en 19 años de vida política ha sido directora general de la Sociedad Parque Temático, consellera, diputada autonómica, directora general del Patronato de Turismo de Alicante y concejal en Benidorm, ha dicho con la voz entrecortada: «Ha llegado la hora de hacerme a un lado y dar por cumplida una etapa». «La voz ha dicho hasta aquí he llegado«, ha manifestado.

Ante las «evidentes» limitaciones físicas, Amor ha indicado que se marcha «por coherencia» con los vecinos de Benidorm, con sus compañeros y con ella misma.

Amor ha revelado que sus esfuerzos se centrarán ahora en recuperar la voz, así como en su familia, aunque ha señalado que emprenderá nuevos proyectos en esta nueva etapa, enmarcados «en el ámbito privado».

De igual modo, ha realizado un pequeño balance de estos últimos cuatro años en los que, a su juicio, la variedad política en el Ayuntamiento de Benidorm «no ha servido para mejorar las cosas».

Amor ha calificado de «decepcionante» la legislatura que ahora termina debido a «la falta de una cultura de diálogo y de respeto, unida a la arrogancia y el desprecio a la democracia representada en el Pleno», algo que, en su opinión, «resulta tremendamente desilusionante».

De esta legislatura ha expuesto que se lleva «momentos agrios y denuncias judiciales» y, en ese sentido, ha aludido a que «el delito electoral ya tiene su condena y al señor (Toni) Pérez, -en referencia al alcalde del PP- estoy segura de que le llegará porque calumniar no puede salir gratis».

Sobre el futuro de su partido, Liberales de Benidorm, Amor ha aclarado que «siempre» le «tendrán a su lado» y ha precisado que se celebrará una asamblea en la que «se decidirá cómo seguir y cómo presentarse» a las próximas elecciones, aunque sin asegurar si la formación concurrirá a los comicios.

También ha afirmado que abandona la vida pública con «la conciencia tranquila, las manos limpias, la cabeza alta y la voz tocada», y ha agregado que continuará «defendiendo los intereses de Benidorm donde pueda aportar algo y donde se» le «permita».

Preguntada acerca de si volvería a la política una vez superados sus problemas con la voz, la líder de Liberales ha respondido con un «nunca se sabe», pero ha insistido en que su prioridad será ahora «recuperar las cuerdas vocales».

Gema Amor inició su trayectoria política en el PP de Benidorm de la mano de Eduardo Zaplana. Durante su trayectoria ocupó varios cargos públicos en la administración autonómica. Con Francisco Camps como presidente de la Generalitat, Amor fue consellera de Agricultura y posteriormente de Cooperación. Durante ese periodo destacó por su mala relación con Camps y se convirtió en uno de los bastiones del 'zaplanismo'.

Posteriormente continuó su carrera en la política municipal en Benidorm. Sus malas relaciones con el también popular Manuel Pérez Fenoll le llevó a abandonar el partido y a presentarse a las elecciones por Liberales de Benidorm. Obtuvo tres concejales y permitió el gobierno del PSOE entre 2011 y 2015.