El Consejo Rector fija marzo para la salida de Marco de À Punt

El Consejo Rector fija marzo para la salida de Marco de À Punt
Irene Marsilla

La dirección aprueba una ampliación de capital para trasladar la deuda a la Generalitat

ARTURO CERVELLERA

Marzo. Ese es el mes elegido por el Consejo Rector para que Empar Marco, directora general de  Punt, abandone la dirección de la radiotelevisión autonómica. El máximo órgano del ente decidió ayer que no suspenderá a Marco de su puesto de forma inmediata, como pedían parte de los miembros de la cúpula del organismo, sino que se esperarán unos meses más.

Fuentes del Consejo Rector aseguran que una destitución extraordinaria hubiera generado un gran desgaste a la marca y que, por los estrechos márgenes de tiempo, nunca hubiera podido concluir antes de 2020. Por ello, se ha decidido que Marco termine su mandato de tres años que finaliza en marzo. Se da por sentado que no podrá aspirar a volver a dirigir À Punt ya que no cuenta con la confianza del Consejo Rector.

La gestión de marco al frente de la radiotelevisión ha sido puesta en duda en los últimos meses. Las bajas audiencias y los escasos ingresos de publicidad han sido los principales problemas de un ente con una situación financiara muy delicada. En este sentido, tal y como ha informado À Punt, también se acordó iniciar el procedimiento de ampliación de capital para «compensar las deudas internas» entre la Societat Anònima de Mitjans de Comunicació (SAMC) y la Corporació Valenciana de Mitjans de Comunicació (CVMC). Las dos empresas que forman la radiotelevisión valenciana.

Fuentes especializadas en el sector financiero explican que este movimiento se realiza ante la necesidad de captar dinero para cubrir las deudas ya que la actividad ordinaria no está dando beneficios y nadie externo parece dispuesto a aportar financiación extra. Las pérdidas de la SAMC se traslada de esta forma a la segunda firma, la CVMC y, por tanto, a la Generalitat. Como contraprestación, la CVMC recibirá acciones de la mercantil.