El auditorio estrena 'I masnadieri', una de las óperas más desconocidas de Verdi

N. CAMACHO VALENCIA.

'I masnadieri', una de las óperas más desconocidas de Giuseppe Verdi, recala por primera vez en Les Arts para presentar un espectáculo «eléctrico y pasional». Esta producción del Teatro San Carlo de Nápoles y del Teatro La Fenice de Venecia estará dirigida por el maestro Abbado, quien destacó ayer la complejidad del montaje para los cantantes.

La historia basada en el libro 'Die Räuber' (Los bandidos), de Friedrich Schiller -al que Abbado considera como «el Shakespeare alemán»- se centra en la vida de Carlo, desterrado por su padre Massimiliano y unido a un grupo de bandidos en la Alemania de principios del siglo XVIII. El protagonista acepta convertirse en el líder de la banda tras recibir la negativa de su progenitor a perdonarle. Pero en realidad ha sido su hermano, Francesco, el que ha contestado a su demanda. En este juego por el poder también interviene Amalia, quien acabará convirtiéndose en la heroína de una trama «dramática y con momentos violentos».

Según Abbado, 'I masnadieri' es una de las primeras obras de Verdi y, además, una rareza por su título, ya que «la obra no se llama 'Carlo di Moor' ni 'Massimiliano', sino 'Los Bandidos'». «No hay muchas óperas en las que el coro sea un personaje principal hasta el punto de dar título a la pieza. Los cantantes protagoniza dos escenas que cuentan historias violentas sobre cómo los bandidos disfrutan asesinando», describió Abbado

El maestro italiano destacó la «música muy potente, dramática e innovadora» de una ópera que, sin embargo, resulta difícil por su dramaturgia. Resumir el libro de Schiller, cuya adaptación teatral dura cuatro horas, a las dos del espectáculo no fue un trabajo sencillo. De ahí que el libretista de Verdi, Andrea Maffei, creara escenas que, como si de una película se tratara, van una después de otra. «No cuenta una historia de forma simple y clara como otras óperas», aseveró. De ahí que el director de escena Allex Aguilera - que en este caso toma las riendas del montaje ideado por Gabriele Lavia- viera como reto principal permitir al espectador «descansar de tanta emoción».

Los cantantes Stefano Secco (Carlo), Artur Rucinski (Francesco), Roberta Mantegna (Amalia), Michele Pertusi (Massimiliano) junto con los intérpretes Bun Joo Lee, Gabriele Sagona y Mark Serdiuk, la Orquesta de la Comunitat y el Cor de la Generalitat subirán este drama al escenario los días 6, 9, 12, 15 y 17 de febrero. Tanto Secco como Mantegna debutan en Valencia. Para el primero, lo más reseñable de la ópera es el «extremado sentido de la mesura del maestro Abbado para no exagerar» la partitura.