Controles de tráfico en las carreteras durante el puente de agosto

Vigilancia especial de velocidad, alcohol y drogas hasta el día 18 de agosto

ATLAS/EFE

La mayoría de los españoles se encuentra de vacaciones, provocando multitud de coches en las carreteras. La DGT ha establecido una campaña de control de velocidad para estas fechas. Más de 9.000 agentes se encargarán de garantizar la seguridad, sobre todo en carreteras secundarias, que son las más transitadas. Los controles de velocidad, alcohol y drogas se encontrarán a la orden del día hasta el 18 de agosto.

Los controles se practicarán, además de en los puntos de mayor riesgo, en los tramos en los que se circula habitualmente por encima del límite o donde hay un alto porcentaje de siniestralidad.

La DGT señala que los conductores serán advertidos en los paneles de mensaje variable o en las señales verticales de los controles habilitados a lo largo de la semana.

Para los trayectos de corto recorrido las políticas de movilidad a nivel internacional recomiendan orientar la velocidad en función de la fuerza que el cuerpo humano puede soportar. 50 kilómetros por hora es la velocidad aconsejada en las carreteras convencionales sin separación física de carriles para disminuir los impactos laterales, mientras que la recomendación alcanza los 70 km/h en los casos de choque frontal.

En este sentido, la DGT redujo en enero a 90 km/h la velocidad genérica en las vías convencionales. El 38 % de los accidentes en 2018 fueron por salidas y el 27 % por colisiones frontales, recuerda Tráfico.

Además, la DGT avisa de que las infracciones por exceso de velocidad pueden acarrear multas de 100 a 600 euros, la pérdida de entre dos y seis puntos en el carné de conducir y penas de prisión de tres a seis meses.

A partir de 2022, los vehículos llevarán incorporado un limitador inteligente de velocidad.

Detenida una conductora que sextuplicaba la tasa de alcoholemia en Carpesa