https://static.lasprovincias.es/www/menu/img/valenciacf-desktop.jpg

Ofensiva definitiva por Maxi

El levantinista Campaña despeja el balón ante Maxi Gómez. / efe/miguel ángel polo
El levantinista Campaña despeja el balón ante Maxi Gómez. / efe/miguel ángel polo

Jason, valencianista hasta 2022 con una de las cláusulas más bajas: 35 millones | El Valencia ultima la contratación del delantero uruguayo incluyendo en la propuesta de 15 millones a Mina y a Jorge Sáenz

Juan Carlos Valldecabres
JUAN CARLOS VALLDECABRESValencia

Con Uruguay lamiendo su herida por la eliminación de la Copa América y el Celta sacando pecho por haber 'adelantado' al Valencia CF llevándose a Denis Suárez (12,9 millones en fijo más 3,1 en variables tienen la culpa, el fichaje más caro de toda su historia), en Mestalla se ha puesto la maquinaria en marcha y el capítulo de Maxi Gómez entra en su fase final. De hecho, en Vigo ya se da por hecho la marcha del delantero y el regreso a la disciplina viguesa de Mina (el otro que quieren recuperar es Nolito).

Dentro de seis días, Marcelino García Toral empezará a hacer carburar el Valencia 2019-20 y aunque el delantero uruguayo va a estar todavía unos días más de vacaciones, se va a convertir en la gran apuesta blanquinegra de este verano. El fichaje, concebido semanas atrás, se encontró con la firme postura del presidente del Celta, consciente seguramente de que su posición pública no reflejaba la auténtica realidad de la situación. Aquello de que los futbolistas juegan donde quieren es una ley que en este caso terminará con Maxi enfundándose la camiseta blanquinegra.

Al dirigente vigués no le va a quedar otro remedio que aceptar la estrategia que le ha planteado el Valencia (ha ido alimentando su propuesta con el paso del tiempo), que pagará finalmente 15 millones de euros por Maxi e incluirá en la operación a Santi Mina (traspasado) y la cesión como mínimo de otro futbolista (todo apunta al central Jorge Sáenz, que viene del Tenerife). La cláusula de Maxi es 50 millones y su valoración circula en torno a los 40, mientras que el Valencia siempre ha guardado celo absoluto con la cláusula de Mina -acaba contrato en 2021 y sorprendía que no se le renovase- mientras que su valoración de mercado está sobre 30 millones. Quedará luego abierto el debate para el aficionado si la compra de Maxi (22 años) ha resultado satisfactoria teniendo en cuenta el movimiento que produce: con la salida de Mina (23 años), por ejemplo. Respecto a Jorge Sáenz, el Valencia tiene todavía una amplia nómina de centrales: Garay, Paulista, Diakhaby, Murillo, el citado Sáenz, Abdennour y Javi Jiménez.

Santi Mina terminaba contrato en 2021 y su valor de mercado se sitúa en 30 millones de euros

El Valencia cuenta con una amplia nómina de centrales y Sáenz puede tener más minutos en Vigo

Hasta que se dé por cerrado oficialmente el refuerzo de Maxi y mientras se sigue haciendo fuerza en el tema de Rafinha tras cambiar a Cheryshev por Denis Suárez, el Valencia anunció ayer una contratación que tenía cerrada meses atrás: la del levantinista Jason. Como estaba previsto, fue entrar en el mes de julio y confirmar el pase del ya exgranota, que queda vinculado a Mestalla hasta junio de 2022 con una de las cláusulas de rescisión más bajas de la plantilla y lejos de las cifras que habitualmente se manejan: 35 millones de euros.

Jason, a quien Paco López lo situó esta temporada como carrilero, llega para competir por la banda derecha con Carlos Soler y Ferran, aunque también Wass ha jugado más de una vez en esa demarcación. El gallego cumplirá 25 años esta semana y lo mejor es que llega gratis.

Más sobre el Valencia