El Consistorio recurrirá la multa por los vertidos a una acequia

P. M.VALENCIA

La concejala del Ciclo Integral del Agua, Elisa Valía, confirmó ayer que el Ayuntamiento interpondrá un recurso contra la propuesta de sanción de la Confederación Hidrográfica del Júcar. El expediente indica que la multa asciende a 5.000 euros debido al vertido sin permiso de aguas residuales en un tramo de la acequia de Mestalla, de lo que responsabiliza al Consistorio. Además, se produjeron daños por valor de 188 euros.

Valía señaló, en declaraciones a Radio Valencia, que el recurso estará fundamentado en que la resolución no ha tenido en cuenta los argumentos de las alegaciones municipales. El principal es que los vertidos proceden de una propiedad privada y la responsabilidad debe dirigirse a los dueños. Ahora se iniciará un proceso donde el instructor del expediente irá dando la oportunidad a todas las partes de que presenten objeciones antes de emitir una conclusión.

El vertido a la acequia no es un caso aislado. Es más, una parte de la red de riego agrícola tiene entre otras funciones la de apoyo a la red de saneamiento para el desagüe de aguas fecales domiciliarias. Esto se de sobre todo en las zonas de la periferia, con viviendas y naves aisladas. Las inversiones del Consistorio pretenden cada año desconectar más tramos, dado que las acequias no están preparadas para este cometido, ni en diámetro ni en pendientes para facilitar el transporte de los residuos a las plantas depuradoras o el emisario de Vera. El expediente de sanción fue citado como ejemplo hace unos días por el portavoz municipal de Ciudadanos, Fernando Giner, en cuanto a los problemas de gestión para la red de alcantarillado y colectores.