Un niño de 9 años salva a su hermana pequeña de atragantarse con un trozo de hielo

Un cubito de hielo. /Fotolia
Un cubito de hielo. / Fotolia

El menor actuó rápido y golpeó a la niña varias veces en el omoplato

LAS PROVINCIAS

Un niño de 9 años ha salvado a su hermana, de 6, de atragantarse con un trozo de hielo de un refresco. Los dos menores estaban, junto a su familia, en un bar este sábado por la noche. La madre de los pequeños notó que su hija se estaba ahogando, pero no sabía con qué, ya que no había ingerido ningún alimento aún.

En ese momento, su hijo se adelantó y le dio varias palmadas en los omoplatos a su hermana. Esta rápida y admirable intervención fue la que le salvó la vida a la niña.

Ha sido la madre de los pequeños, Ana Campillo, la que se ha encargado de relatar los hechos, a través de un hilo de Twitter, para recalcar la importancia del conocimiento de las maniobras de primeros auxilios. Campillo, que trabaja como facultativa en el Hospital de Tudela, localidad navarra donde ocurrieron los hechos, cuenta como su hija, mientras tomamaban algo, la agarró fuerte de la mano. «Me mira con ojos muy abiertos y llorosos. Cara roja. Abre la boca, boquea, pero apenas emite sonido alguno», cuenta.

Tras verla en ese estado, comenta, «la giro para que me dé la espalda. La inclino hacia delante, sobre mi antebrazo, y justo cuando voy a darle una palmada en la espalda, mi hijo mediano (9 años) se me adelanta y le da una palmada fuerte entre los omóplatos».

En ese momento, prosigue en su relatp, salió algo de la boca de la pequeña: «Era un trozo de hielo. Como ella nos explicó luego, al apurar el último trago de su refresco se había tragado un trozo pequeño de hielo medio derretido».

Tras aliviar a la niña, Campillo felicitó la intervención de su hijo, que sin pensárselo, aplicó los conocimientos que tenía para salvar a su hermana. Por esta razón, la facultativa ha querido incidir en la importancia de que los más pequeños reciban formación en el ámbito escolar sobre primeros auxilios: «Cualquiera podemos presenciar un atragantamiento, parada... Toda la ciudadanía deberíamos tener una mínima formación para atender esas situaciones», concluye.

Otros sucesos