Un médico de familia de Alfafar, detenido por abusar de cuatro pacientes

Un médico de familia de Alfafar, detenido por abusar de cuatro pacientes

El galeno fue suspendido de sus funciones tras los hechos y en 2017 ya lo investigaron en una operación contra la pornografía infantil

José Molins
JOSÉ MOLINSValencia

Un médico de familia del centro de salud de Alfafar fue detenido por presuntos abusos sexuales a cuatro pacientes durante las exploraciones en la consulta. El arresto se produjo tras la denuncia de una de las víctimas en dependencias de la Guardia Civil del Puesto de Alfafar-Catarroja, aunque la investigación sigue abierta y no se descarta la aparición de otras víctimas que aún no han denunciado hechos similares.

Según las investigaciones, el detenido se sobrepasaba con sus pacientes realizando tocamientos, pidiéndoles que se desnudaran sin motivo alguno, flirteando con ellas, o incluso tratando de obtener citas con las mismas fuera de la consulta. Este médico había recibido varias quejas de pacientes de Alfafar por motivos similares al denunciado y fue investigado por abusos sexuales a otra paciente el año pasado. Además, tiene antecedentes por posesión de pornografía infantil en 2017, por lo que fue investigado dentro de una operación de esta trama.

La Conselleria de Sanidad confirmó ayer a este diario que, en el momento, en que se tuvo conocimiento del caso, se abrió expediente a este médico y se adoptaron medidas cautelares. Entre ellas la separación del servicio y la suspensión de sus funciones hasta que haya una resolución judicial. Ya se ha designado órgano instructor para el caso.

La Guardia Civil tiene conocimiento además de que las condiciones en las que el médico atendía a los pacientes no eran las más salubres, debido a la falta de higiene de éste, lo que motivó las quejas por parte de los pacientes en más de una ocasión. El galeno del centro de salud de Alfafar tiene sesenta años de edad y nacionalidad española. El pasado día 12 fue arrestado en su domicilio de Valencia por su implicación en un delito de abusos sexuales y contra la integridad moral de varias de sus pacientes, poniéndose a disposición del juzgado de guardia de Valencia, que lo dejó en libertad con cargos. A partir de ahora tendrá que declarar en el juzgado de Catarroja, que se ha hecho cargo de la causa.

Realizaba tocamientos a las víctimas, les pedía que se desnudaran sin motivo y flirteaba con ellas

La denuncia de la víctima que motivó su detención se realizó el pasado día 6, cuando se personó en dependencias de la Guardia Civil del Puesto de Alfafar-Catarroja una mujer, relatando que su médico de cabecera, en el desarrollo de una consulta rutinaria se acercó a ella repentinamente, abrazándola para posteriormente realizar tocamientos en todo su cuerpo en contra de su voluntad, besándola en varias ocasiones. La denunciante refería que esta no era la primera vez que lo intentaba.

Tras esta denuncia, agentes del Puesto Principal de Alfafar iniciaron la operación Garusade, entrevistándose con varias posibles víctimas por los mismos hechos referidos. El rango de edad de sus posibles víctimas abarcaba mujeres de entre los 40 y los 70 años de edad. Seis días después el médico fue detenido.

Colegio de Médicos

Por su parte, el Colegio Oficial de Médicos de Valencia tiene la potestad de abrir un expediente informativo, pero de momento va a esperar a que se desarrolle el proceso judicial antes de realizar ningún movimiento al respecto. Según sus estatutos, la comisión deontológica tiene que paralizar el expediente hasta que haya una sentencia firme al respecto. En ese momento, analizarán la situación para ver si el médico ha cometido alguna irregularidad o vulneración del código deontológico. En ese caso, el Colegio tiene la potestad sancionadora de ir más allá de la justicia. Es decir, si el juez le inhabilita profesionalmente durante un periodo, el Colegio puede hacerlo durante más tiempo, según explican fuentes de la institución valenciana.