¿De vacaciones por Europa en tu coche? Conoce todas las normas de tráfico

¿De vacaciones por Europa en tu coche? Conoce todas las normas de tráfico

Antes de lanzarse a la aventura condiciendo por la Unión Europea, es importante conocer la normativa de tráfico de los países que vayamos a visitar.

¿Sabes cuál es el límite de velocidad en Hungría? O ¿cuál es la tasa máxima de alcohol permitida al volante en Portugal? Si este verano vas de vacaciones en tu coche por Europa, no te confíes, porque incluso las normas más básicas de tráfico pueden variar de un país a otro.

Comencemos por los límites de velocidad en carretera: en 14 países de la UE la velocidad máxima interurbana está fijada en 130 km/h, mientras en otros seis el límite es 120 km/h. Los límites más bajos de Europa son el de Letonia (90 Km/h) y Malta (80 km/h). Dos casos curiosos corresponden a las autopistas francesas y alemanas: en las primeras la velocidad máxima es 130 km, pero con lluvia baja a 100 km, y a 50 con visibilidad baja; en las segundas, en el caso de las vías de peaje (Autobahn), hay tramos donde no existe limitación de velocidad, pero se recomienda circular a un máximo de 130 km/h.

En las autopistas de algunos países como Italia, Grecia, Hungría, Rumanía, Alemania o Suiza, entre otros, existen carriles de emergencia que solo pueden utilizarse en circunstancias especiales y con autorización. En Italia invadir uno de estos carriles puede sancionarse con una multa de hasta 1.500 euros.

Otro dato, esta vez relacionado con las luces de cruce: en Austria, Chequia, Eslovaquia, Eslovenia, Finlandia, Hungría, Irlanda, Italia, Letonia, Lituania, Noruega, Polonia, Suecia y Suiza es obligatorio circular con las luces de día (LCD) encendidas durante todo el año, a cualquier hora. En Bulgaria y Croacia solo es obligatorio los meses de invierno.

En cuanto al uso del teléfono móvil al volante, este está prohibido a todos los conductores en todas las vías de Europa -al igual que circular sin cinturón-, excepto si su uso se realiza en modo manos libres. Sin embargo, Suecia permite usar el móvil sin necesidad de modo manos libres, siempre y cuando no interfiera en la conducción segura. Y en Irlanda, la multa por utilizar el móvil mientras se conduce puede llegar a los 2.000 euros.

Las tasas de alcohol permitidas en sangre en los países de la UE oscilan entre los 0,0 y los 0,8 g/l, aunque la tasa predominante es la de 0,5. En Chequia, Eslovaquia, Hungría y Rumanía la tasa es 0,0 para todos los conductores, y en Austria, Croacia, Eslovenia e Italia solo para los conductores noveles. En cuanto a las drogas, en todos los países europeos está prohibido su consumo al volante, y en Dinamarca, Estonia o Noruega disponen de una lista de substancias prohibidas, identificadas como peligrosas en carretera.

Conociendo estos básicos podemos estar preparados para salir de vacaciones este verano, pero no sin antes revisar algunos factores esenciales, como la cantidad de equipaje que vamos a llevar, el tráfico que puede haber en salidas y entradas, el posible calor, la ruta que vamos a tomar, las posibles obras y otras incidencias… Si el viaje va a ser largo, hacer una revisión general de nuestro vehículo antes de salir no está de más. Y, por otro lado, conviene conocer al detalle las coberturas que nuestro seguro de coche nos ofrece en el extranjero. Si no nos convence la asistencia en carretera, o si no incluye algunos básicos como repatriación de vehículo, conductor y acompañantes, conviene recurrir a un comparador de seguros de coche para encontrar una póliza que se adapte realmente a nosotros como conductores viajeros.