¿No sabes qué carrera estudiar? Verdades y mitos sobre Arquitectura

¿No sabes qué carrera estudiar? Verdades y mitos sobre Arquitectura
Pixabay

Si todavía no tienes muy claro en qué consiste cada grado, te presentamos una guía para orientar tu vocación académica

TAMARA VILLENAValencia

Arquitectura es otro de los grados mejor considerados, aunque su demanda ha ido variando desde la burbuja inmobiliaria y la crisis económica. Para muchos, estudiar arquitectura actualmente no vale la pena y para otros es de las carreras con más prestigio y opciones laborales. Pero esto no son más que un par de las muchas opiniones que escucharás si te decantas por este grado. A estos estudios tampoco les falta lugar en películas y series, y suele ser una profesión bastante recurrente entre los personajes de la ficción audiovisual, un aporte que genera estereotipos y creencias populares sobre los que se forma la fama de 'sofisticación' y solvencia económica que rodea la carrera. El grado se orienta hacia la creación de proyectos y construcciones urbanas y adapta la sociedad a los avances que se dan en la misma, con una amplia salida profesional que se puede dirigir hacia diversos ámbitos: «Hay muchas especializaciones más allá del diseño básico de una casa», asegura Lluis Trullenque, graduado en Arquitectura por la Universitat Politècnica de València.

Pero antes deberías tener claro que la titulación de Fundamentos de la Arquitectura se divide en dos etapas diferentes: «La carrera, de por sí, es de 6 años. Con el plan Bolonia 2, al cuarto año puedes acabar y hacer el Trabajo Final de Grado (TFG) y tendrías el grado de Fundamentos Arquitectónicos, pero eso no implica ser arquitecto y no puedes firmar proyectos. Para ser arquitecto tienes que hacer dos años más, que son como una especie de 'máster' porque acabas con ese nivel», aclara Trullenque.

Notas de corte en las universidades públicas valencianas 2017-2018

Grado en Fundamentos de la Arquitectura.
5,00 en la Universitat Politècnica de València | 5,00 en la Universidad de Alicante.
Grado en Arquitectura Técnica.
5,00 en la Universitat Politècnica de Valencia | 5,00 en la Universidad de Alicante | 5,00 en la Universitat Jaume I.

Pero como ocurre con todos los grados, el componente vocacional es casi tan importante como tener presente que ni todas las ideas previas que tengas sobre la carrera son realistas, ni todo lo que se dice de la profesión es cierto. Por ello, te dejamos algunos mitos y leyendas del grado de Arquitectura y te damos consejos para que puedas sobrellevar lo mejor posible tu etapa universitaria.

  • 1

'Se pasan la carrera dibujando'

Desde fuera puede parecer sencillo. Líneas, cuadrados, escuadra y cartabón. Pero no se trata simplemente de saber hacer una recta o de dibujar el círculo perfecto; Arquitectura es un conjunto de creatividad, conocimiento y técnica pensado para ser aplicado en la ideación de construcciones funcionales. Y por ello, se orienta al diseño y se emplean aplicaciones especializadas en este ámbito: «En el primer año de carrera se dan programas de diseño como el AutoCAD o el 3ds Max, y aunque realmente durante el resto de cursos necesitas muchos programas, no te llegan a enseñar ninguno más. Así que tienes que aprenderlo por ti mismo» explica Trullenque.

  • 2

'Arquitectura es la mejor opción si te gusta el arte'

Como decíamos, no se trata solo de dibujar, así que si optas por ella que sea por vocación y no por buscarle un sustituto rentable a Bellas Artes. Además, el tipo de dibujo que se practica en el grado está orientado a la parte técnica y las posibilidades creativas no tienen nada que ver con los estudios purmente artísticos.

Pixabay

  • 3

'Lo único que se aprende es a hacer planos'

Otra afirmación que no tiene nada que ver con la realidad de la carrera, en la que se incluye una gran variedad de tareas como el diseño de edificios, espacios públicos o privados y su representación en planos; el conocimiento y elección de los materiales y la planificación para la ejecución.

  • 4

'Es una carrera con mucha salida'

Esta es una de las ideas más comunes, y ciertas. Es una profesión que puede desarrollarse en múltiples esferas, desde el ámbito privado al público, pasando por equipos temporales, trabajos especializados, autónomos o por proyectos como colaborador. Además, la arquitectura ofrece amplias posibilidades a nivel nacional e internacional. Las opciones de especialización son amplias: «urbanismo, construcción, rehabilitación, restauración, diseño de interiores, visualización 3d, realidad virtual, isntalaciones (eléctricas o energéticas como energía solar), obra civil, edificios públicos o deportivos, bioclimatismo para construcciones, paisajismo, diseño de interiores comerciales y espacios expositivos, estructuras…También hay diseño 3d para videojuegos y una especialidad para diseñar escenarios en películas», enumera Trullenque.

  • 5

'También hay que estudiar temas de la rama social'

No todo va a ser papel, reglas y cemento. «La carrera está llena de historia: historia de la arquitectura, historia del arte y también teoría de la arquitectura (que es una mezcla de historia y filosofia)», comenta el graduado. Para ser arquitecto/a son precisos unos conocimientos específicos sobre la sociedad (su historia y contexto) que permitan aplicar las técnicas y posibilidades de la profesión a la construcción y mejora de infraestructuras que cubran las necesidades de la ciudadanía. «Además, todos los años tienes una asignatura para diseñar un proyecto, que ocupa varios meses durante el curso, por lo que siempre suelen ser necesarias investigaciones previas de referentes como arquitectos antiguos para ver ejemplos y coger ideas. No es historia como tal pero está bastante relacionado», añade Lluis.

  • 6

'Cualquiera puede hacer un plano'

No es la única carrera que se infravalora con eso de 'no hace falta estudiar para eso'. Pero ser arquitecto no se basa únicamente en estudiar y proyectar espacios, para que esto sea posible es preciso realizar un exhaustivo estudio social para tener en cuenta las necesidades reales de los usuarios y poder brindar construcciones útiles. Así que no, no es tan fácil como sentarse y ponerse a garabatear en un papel.

Pixabay

  • 7

'Se pasan el dia en el despacho'

Se trabaja en despacho y en las obras, y antes de las obras también. «Tienes que ir a ver el solar o el edificio que vas a tirar para coger medidas y dibujarlo después en el plano para saber lo que hay y lo que puedes diseñar -explica Trullenque-. Una vez esta diseñado y esta empezándose la obra vas a revisar que se realice todo según lo previsto. Eres el jefe de obra, tienes que dirigir y si hay que hacer alguna cosa que no esté planeada previamente te tienen que pedir permiso a ti el primero», detalla el graduado. Hasta que el arquitecto no firma un final de obra como que está acabada y en perfecto estado, la construcción no pasa a ser del propietario o solicitante del diseño.

  • 8

'No les hace falta máster'

«Es verdad que no hace falta hacer ningún master para ejercer. Aún así, en España (por cómo está el mundo laboral) seguiría siendo conveniente realizar otro master para encontrar trabajo con más facilidad», especifica el arquitecto valenciano.

  • 9

'Se dan muchas matemáticas'

«El nivel de matemáticas sí que es alto, pero asignaturas como tal se dan solo dos, cuatrimestrales y en el primer curso. A lo largo de la carrera siempre estás haciendo cálculos y ecuaciones, pero no se trata solo de matemáticas. Hay física, cálculo de estructuras, cálculo de instalaciones energéticas, etc. Durante toda la carrera se dan asignaturas con las que tienes que hacer distintas operaciones», explica Lluis sobre el planteamiento de estos estudios dentro del grado.

Consejos para no morir en el intento

1.
No te desanimes con las asignaturas más teóricas, son también necesarias para el desarrollo profesional.
2.
Intenta no desesperarte con las asignaturas de historia: te parecerán que son todas lo mismo y que estás repitiendo temario pero son importantes en el desarrollo profesional.
3.
Lleva también al día los apuntes y trata de coger el máximo posible en clase para simplificar al máximo el momento de estudiar.
4.
Es una carrera para ir trabajando día a día y hacer los trabajos poco a poco, no podrás hacerlo todo el día de antes como en el caso de otras carreras.
5.
Dedica también tiempo a quedar con los compañeros para los trabajos en grupo. Ya sabes, eso de 'cada uno hace una parte y luego lo juntamos' suele acabar mal sin una planificación y revisión previa.

 

Fotos

Vídeos