Gandia crea nuevas fajas forestales para impedir incendios como el de Marxuquera

Trabajos de protección forestal realizados en Marxuquera. / lp
Trabajos de protección forestal realizados en Marxuquera. / lp

Una empresa redacta el Plan de Prevención de fuegos para los próximos años por 13.000 euros y contempla cortafuegos junto en la montaña

Ó. DE LA DUEÑA GANDIA.

El gobierno de Gandia creará nuevas fajas de protección en Marxuquera para prevenir incendios como el de agosto. Estas actuaciones se enmarcan dentro del Plan de Prevención Forestal que se está redactando y que guiará los trabajos que se realicen en los próximos años para evitar catástrofes como la del pasado verano.

En el incendio de agosto ardieron casi mil hectáreas de terreno de montaña entre Llutxent y Gandia. En estos momentos, una empresa especializada redacta el Plan de Prevención, como indicó el edil de Gestión Responsable del Territorio, Xavi Ròdenas.

El concejal de Més Gandia precisió que Gandia «fue una de las ciudades pioneras» en contar con este documento que se elaboró hace doce años. Pese a eso, el ejecutivo decidió modernizarlo ante los cambios que se han producido en el término municipal en los últimos años, con el fin de «adaptarlo a las nuevas necesidades».

«El pasado año, el Consell sacó unas ayudas para que los municipios que tuvieran Plan de Prevención Forestal lo pudieran modernizar. Nos acogimos a las ayudas y hemos recibido el 100% de lo que solicitamos», relató el responsable del Patrimonio de Gandia.

Esta partida, de 13.000 euros, se empleó en contratar a una empresa que ya está trabajando. «El nuevo plan contamplará más fajas de protección y trabajos para hacer las urbanizaciones de Gandia más seguras», relató. Estas franjas irán, en buena parte, en Marxuquera, al ser la zona de la Ciudad Ducal que cuenta con más masa forestal.

Las fajas de prevención se ubicarán junto a residenciales y junto a los principales parajes, entre ellos Papalló-Borrell. En estos momentos se estudia también fijar áreas de seguridad en zonas como la Falconera y otros espacios habitados del distrito.

Ròdenas recordó que estas fajas no evitan incendios, pero sí los minimizan: «En Parpalló se hicieron trabajos de este tipo antes del incendio de agosto, pero el fuego fue muy virulento». Sobre el anterior plan precisó que se ha ejecuatado en «un 70%» y que el nuevo prevé nuevas actuciones y tiene en cuenta las ya realizadas. «En la anterior legislatura no se destinó un sólo euro a este fin. Desde 2015 hemos dirigido numerosas ayudas del Consell y la Generalitat».

En ese sentido, recordó que en estos años se han aplicado fajas de protección en Santa Marta, Caldereta, Barranc de Borrell o La Pineda de Santa Anna. Además se han retirado especies inífugas de distintas zonas como la playa de l'Auir y los cauces del Serpis o Sant Nicolau. También se han garantizado ecositemas en el marjal, ullals y Bairén.