El libro de Pedro Sánchez: cariño para Ábalos, silencio para Puig

El libro de Pedro Sánchez, a la venta desde ayer. / ep
El libro de Pedro Sánchez, a la venta desde ayer. / ep

El secretario general limita las referencias valencianas en su libro al secretario de Organización y al exministro Jordi Sevilla

J. C. Ferriol
J. C. FERRIOLValencia

'Manual de resistencia' (Ediciones Península), el libro de Pedro Sánchez que ya ha llegado a las librerías, no deja lugar a demasiadas dudas respecto a cuáles son las preferencias del secretario general del PSOE, y actual presidente del Gobierno, en el seno del socialismo valenciano. Aunque los nombramientos realizados desde que recuperó el liderazgo del partido, y posteriormente, con la llegada a la Moncloa, ya son reveladores de cuál es su núcleo de confianza, un somero repaso al texto de Irene Lozano respecto a la historia de supervivencia política del líder socialista termina por confirmarlos.

Y en ese núcleo de confianza no está -o al menos no figura en su 'Manual de resistencia'- el presidente de la Generalitat, Ximo Puig. El secretario general de los socialistas valencianos no aparece citado ni una sola ocasión en las 300 páginas del libro. El líder del PSPV, es cierto, fue uno de los barones territoriales que combatió con mayor contundencia a Sánchez en su primera etapa como secretario general. De hecho, fue uno de los miembros de la ejecutiva federal que presentó su renuncia al cargo y que provocó la caída de Sánchez en el comité federal del 1 de octubre de 2016. El líder del PSOE no cita a Puig aunque sí que menciona a otros barones territoriales socialistas, como a la andaluza Susana Díaz o al manchego García Page. En el libro, el ahora presidente del Gobierno desliza diversos reproches a sus barones territoriales. Y aunque él mismo admite errores, también reflexiona sobre el excesivo poder que, a su juicio, atesoraban los secretarios generales de las diversas federaciones socialistas.

Puig no aparece en el libro. José Luis Ábalos, en cambio, aparece citado una docena de veces. El secretario federal de Organización y ministro de Fomento fue pieza clave para Sánchez en el proceso de recuperación del poder en el seno del partido. «En él descubrí a una persona consistente», relata en un momento Sánchez sobre el dirigente valenciano, del que también comenta que sus intervenciones en el comité federal eran «contundentes» y que le defendía «pese a que hasta entonces apenas nos habíamos tratado». El libro recuerda la decisión del líder socialista de que fuera Ábalos quien asumiera la defensa de la moción de censura contra el Gobierno de Mariano Rajoy el 31 de mayo del pasado año.

Junto a Ábalos, citado más de una docena de veces en el libro, aparece el exministro y ahora presidente de Red Eléctrica Jordi Sevilla -citado en cuatro ocasiones- y Michel Montaner, alcalde de Xirivella cuando esa localidad acogió aquel primer acto de Sánchez con el que se puso en marcha para recuperar la secretaría general.

En uno de los primeros pasajes del libro, Sánchez relata también la que define como «la primera decisión de mi Gobierno: ofrecer un puerto seguro al Aquarius».

Más sobre el libro de Pedro Sánchez