https://static.lasprovincias.es/www/menu/img/levanteud-desktop.jpg

Borja Mayoral: «Mejorar en el gol es mi objetivo para esta temporada. Quiero marcar 12 o 15»

Borja Mayoral durante su presentación. / Jesús signes
Borja Mayoral durante su presentación. / Jesús signes

«Viendo el equipo que tenemos y cómo jugamos, es para ilusionarse», aventura el delantero del Levante UD

JAVIER GASCÓVALENCIA.

Con el pelo tintado, consecuencia de ganar el Europeo sub-21 el pasado mes, y sin tener apenas vacaciones en un verano en el que su nombre no ha dejado de sonar, vuelve Borja Mayoral a la que fue su casa durante la pasada campaña. La anécdota de que Morales lo tirara del grupo de Whatsapp de la plantilla cuando acabó su contrato no molestó a un joven jugador que ha encontrado en el vestuario granota una segunda familia en la que pretende dejar su huella con el reto personal de anotar más de 15 dianas para ayudar, así, a conseguir la salvación con un margen mayor al del pasado curso.

-Llega al Levante de nuevo tras un verano en el que su nombre no ha dejado de sonar, ¿cómo se ha fraguado su retorno?

-Desde que acabó la temporada pasada yo quería estar aquí. Hablé con Quico durante todo el verano, pero no solo dependía de mí porque también está el Real Madrid que es el club al que pertenezco y había que negociar también con ellos. Al final estoy aquí y estoy muy contento.

-Se le colocó cerca de otros equipos como la Real Sociedad, pero al final vuelve al Ciutat. ¿Qué fue lo que más le llamó?

-Al final ya estuve aquí el año pasado, me sentí muy cómodo. Fue una temporada en la que fui de menos a más a pesar de que llegué tarde y con la Liga empezada. Para mí es importante la adaptación y la confianza, sobre todo, y este año tengo la confianza de todo el club. Conozco a la plantilla, a la afición y al club por lo que creo que va a ser mucho más fácil para mí.

-Es muy joven, pero el Levante apuesta por usted como principal refuerzo para la delantera, ¿cómo se siente?

-Muy contento. Me da mucha confianza y yo espero devolverla en el campo. Sé que este club está haciendo mucho por mí. La verdad es que el Levante me quiere mucho y yo también quiero mucho al Levante.

-El año pasado llegó con la competición iniciada, este año lo hace con media pretemporada por delante, ¿qué importancia tiene para usted el poder comenzar a trabajar desde el principio con los compañeros y con Paco López?

-Está claro que el año pasado llegar tan tarde y con la Liga empezada me fastidió un poco. Pasaron una serie de cosas que hacen que uno tarde en adaptarse y que cuando ya se siente cómodo se tiene que volver y es lo que me pasó. Este año quería estar pronto aquí para jugar los partidos de pretemporada y estar disponible desde la primera jornada.

-El año pasado al final consiguió ese puesto de delantero, pero este año hay más competencia, ¿está preparado para ello?

-Sí está claro. Ya tengo el ejemplo del año pasado de que no hay que relajarse para nada. Al final la competencia es buena porque te hace mejorar y estar alerta en todo momento. Además para el equipo es bueno. Este año con Sergio León y Roger hay un gran nivel en la delantera, pero yo voy a trabajar mucho a diario para conseguir un hueco.

-Además este verano, con el Europeo sub-21 se ha quedado sin vacaciones, pero le ha servido para prepararse de cara a la pretemporada y para vivir una experiencia increíble, ¿cómo fue ganar ese Europeo?

-La verdad que ya tuve la suerte de ganar el sub-19 y hace dos años jugamos también el sub-21 que perdimos contra Alemania. Este Europeo la verdad es que después de como empezamos fuimos de menos a más y tuvimos la oportunidad de jugar otra vez contra Alemania, pero esta vez ganamos. No te puedo engañar, ha sido un verano bonito.

-¿Y de ahí sale ese tinte rubio de su pelo?

-Sí. Lo hablé con mis amigos. Si ganábamos el Europeo yo me teñía y ellos también. Era una apuesta y había que cumplirla. Además, no fui el único de la concentración. Carlos Soler y Fabián se dejaron bigote.

-En ese vestuario se veía un gran ambiente desde fuera, bastante similar a lo que se vive en el Levante, ¿no?

-Sí. Yo a los compañeros los conocí el año pasado. Este vestuario es una familia. Sobre todo en los malos momentos que es cuando más difícil es de estar unidos e ir todos a una. Este vestuario me sorprendió. A pesar de los malos resultados a lo largo de la temporada siempre había mucha confianza y creo que eso es muy bueno para el equipo y para nosotros y te hace sentir más cómodo aquí.

-¿Ha hablado con sus compañeros antes de volver?

-Sí. después del Europeo sobre todo recibí felicitaciones por el grupo y alguna que otra llamada hubo.

-¿Ha seguido en el grupo de WhatsApp de la plantilla?

-Después del Europeo, terminaba mi cesión aquí. Entré al WhatsApp y me ponía que estaba fuera del grupo. Morales me tiró (risas). Cuando llegué se lo dije y él me comentó que tenían que entrar los nuevos. Ahora ya me ha vuelto a meter (risas).

-¿Le ha dado tiempo a hablar con ellos sobre los objetivos?

-No he hablado aún con ellos, pero está claro que el objetivo del Levante es conseguir la permanencia cuanto antes, aunque viendo el equipo que tenemos y cómo jugamos es para ilusionarse. Las incorporaciones son muy buenos fichajes para este equipo y ojalá quedemos más arriba que la temporada pasada.

-En el aspecto personal, ¿se ha marcado alguna meta para esta nueva etapa como levantinista?

-Está claro que mejorar el gol es un objetivo que tengo marcado para esta temporada. Si puedo marcar entre 12 y 15 goles mejor que mejor y voy a trabajar para ello. Mi objetivo personal de esta temporada es superar esa cifra.

-El año pasado le vimos con el dorsal número 2 pero de cara a este año, ¿ha pedido algún número en concreto?

-No voy a seguir con el 2. El año pasado llegué tarde y no había ningún otro número disponible. Este año sigo esperando porque puede que haya salidas y se queden números libres, pero tampoco soy muy supersticioso con el tema del número, aunque sí que me gustaría tener otro diferente esta temporada.