Al menos 130 vuelos fueron cancelados o retrasados en Múnich porque un viajero español evadió un control de seguridad

Zona cortada del aeropuerto de Múnich. /Reuters
Zona cortada del aeropuerto de Múnich. / Reuters

Una zona del aeropuerto alemán tuvo que ser evacuada

AGENCIAS

Algunas áreas del aeropuerto de Múnich, el segundo más importante de Alemania, han tenido que ser evacuadas este martes después de que un pasajero accediera por una puerta de salida de emergencia evadiendo el control de seguridad, circunstancia que provocó la cancelación de 130 vuelos y demoras, según la última actualización proporcionada por el aeropuerto en un comunicado.

En concreto, toda la terminal 2 y la terminal 1 han sido despejadas por la policía para realizar la búsqueda de esta persona, que finalmente ha sido encontrada y puesta bajo custodia tras más de dos horas. Cuatro horas más tarde, se reanudaron las operaciones en el aeropuerto.

El pasajero por el que se ha iniciado el dispositivo de búsqueda, según informan los medios locales, es un joven español que provenía de un vuelo de Bangkok, que no cumple con los controles de seguridad de la Unión Europea, por lo que debía de pasar por otro para acceder a la zona de seguridad y coger el vuelo de conexión con Madrid. Sin embargo, accedió a la zona de seguridad a través de una puerta de emergencia, accediendo a la zona de seguridad sin haber pasado el control y desencadenando el dispositivo de seguridad en su búsqueda. No obstante, la policía ha indicado que no se presentarán cargos en su contra.

Este incidente ha provocado que todos los pasajeros hayan sido evacuados y hayan tenido que volver a pasar por el control. Un suceso similar en el aeropuerto durante el verano de 2018 provocó la cancelación de 330 vuelos. Un portavoz del aeropuerto cifró en 1.200 vuelos los programados este martes y en alrededor de 19.500 los viajeros que probablemente fueron afectados por la interrupción de operaciones como medida de seguridad.

Un incidente similar en el aeropuerto durante el apogeo de la temporada de vacaciones de verano 2018 resultó en la cancelación de 330 vuelos.