Rechazan aplazar el juicio del atentado de Boston por el ataque en París

Dzhokhar Tsarnaev, principal acusado por el atentado con bomba de la maratón de Boston de 2013. /
Dzhokhar Tsarnaev, principal acusado por el atentado con bomba de la maratón de Boston de 2013.

La defensa del principal acusado, Dzhokhar Tsarnaev, considera que la indignación global tras los recientes asesinatos extremistas podría afectar a la objetividad del jurado

EFE WASHINGTON

Un juez estadounidense ha rechazado la petición de los abogados del supuesto autor del atentado del maratón de Boston, Dzhokhar Tsarnaev, de aplazar el juicio por los ataques terroristas de la semana pasada en Francia.

Los abogados de Tsarnaev pidieron que se suspendiese temporalmente la selección del jurado al entender que se puede ver condicionada por los recientes atentados de Francia.

El juez de distrito George O'Toole, sin embargo, ha rechazado la solicitud y ha subrayado que, por lo que ha visto hasta ahora, "se elegirá a un jurado justo e imparcial", informa la cadena de televisión CNN.

Los abogados de Tsarnaev ya habían solicitado previamente el traslado del proceso fuera de Boston, insistiendo en que es imposible encontrar a un jurado imparcial dada la amplia cobertura mediática del caso y al hecho de que miles de personas asistieron al maratón o se quedaron encerrados en sus casas durante la persecución policial de los dos hermanos.

El juez debe decidir qué 18 personas -doce titulares y seis suplentes- deciden el futuro de Tsarnaev, de 21 años y origen checheno. Se ha convocado a 3.000 personas -una cifra inusualmente alta- para seleccionar al jurado, aunque por el momento han rellenado los documentos requeridos unos 1.350.

Pena de muerte

Tsarnaev y su hermano Tamerlan, fallecido durante una persecución policial, habían colocado las bombas que mataron a tres personas e hirieron a unas 260 en la recta de llegada del maratón. Además, también está acusado de matar a un agente universitario durante el intento de fuga en el Instituto Tecnológico de Masachusets.

El juicio, que durará entre tres y cinco meses, servirá para determinar el futuro del único acusado, que se ha declarado no culpable de 30 cargos. En caso de que el jurado confirme su culpabilidad, podría ser condenado a pena de muerte.