La subida del diésel afectará a 14,3 millones de usuarios

Fotografía de archivo que muestra a varios coches Volkswagen aparcados. /Efe
Fotografía de archivo que muestra a varios coches Volkswagen aparcados. / Efe

Un 60% de los turismos que están en circulación funcionan con gasoil a pesar de que las ventas de los últimos meses se inclinan por los de gasolina

José María Camarero
JOSÉ MARÍA CAMAREROMadrid

La subida del impuesto que grava el litro de diésel no dejará indiferente a los propietarios de 14.296.906 de turismos y modelos de 4x4 que recorren España con él, según Faconauto. La patronal Anfac estima esa cifra en 14,5 millones a finales de 2017. Este parque de vehículos es el más numeroso en estos momentos, con una cuota próxima al 60% de los coches de esta modalidad, que son los que utilizan los ciudadanos de a pie. En la otra parte del mercado se encuentran los 8.759.924 vehículos que carburan con gasolina, un 38% del total.

La intención del Ministerio de Hacienda, de cara a los próximos Presupuestos del Estado para 2019, pasa por incrementar el impuesto que se aplica al diésel para elevarlo, inicialmente, en 3,8 céntimos de euro por litro, según apuntaba esta semana la titular del departamento, María Jesús Montero. La ministra insiste en que quedarán excluidos de esta subida profesionales del transporte, autónomos y pymes. Pero el detalle de los grupos afectados «es en lo que se trabaja» en estas semanas, apuntan desde Hacienda. Hay muchos colectivos como el de los taxistas o los comerciales, quienes aun trabajando por cuenta propia y usando habitualmente vehículos diésel todavía no tienen claro que se vayan a librar del nuevo gravamen.

Quienes sí lo pagarán serán los ciudadanos particulares que apostaron en su momento por el diésel, entre otras razones por la eficiencia en el consumo de sus coches. En poco tiempo ya no les saldrán las mismas cuentas de los kilómetros recorridos al año y el ahorro de sus modelos, al usar un combustible que previsiblemente será más caro.

Hasta ahora la diferencia entre el coste del litro del diésel y el de la gasolina se encuentra en el entorno de los diez céntimos de euro a favor de los primeros motores. El precio del gasóleo de automoción alcanzaba esta semana los 1,24 euros, un registro que no se veía desde hace cuatro años, y el de la gasolina los 1,33 euros, también en máximos.

Similar a la UE

El mercado español de combustibles marca una diferencia de precios similar a la media comunitaria entre ambos productos. Sin embargo, hay un grupo de diez países en los que el coste de la gasolina con respecto al diésel va desde los diez hasta incluso los 30 céntimos de euro por litro, como ocurre en Holanda, Dinamarca, Alemania, Portugal o Italia. Muy al contrario, la gasolina es más barata que el diésel en Reino Unido, Hungría o Bélgica. Los precios son similares en los países del Este, como República Checa, Eslovenia, Polonia o Bulgaria.

Sin embargo, los datos de ventas de los últimos meses han implicado una variación con respecto a la evolución que se registraba hasta mediados del año pasado. La cuota de mercado de los vehículos diésel que se matriculaban hasta entonces rondaba habitualmente el 60% frente al 40% de los de gasolina, según Faconauto. Pero las voces en contra del gasoil, unido al escándalo del 'dieselgate' y a las previsiones de elevar su tributación, han provocado un cambio en la preferencia de los consumidores. Así, en agosto el 56,2% de los coches nuevos que se vendieron fueron de gasolina frente a solo un 37,4% de tipo diésel.

Más información

Fotos

Vídeos