Grupo Zriser compra el edificio Cemeco para su diversificación en Valencia

Según Serratosa, los activos inmobiliarios de oficinas «presentan una buena oportunidad de inversión, con razonable nivel de riesgo»

R. E.

valencia. Grupo Zriser, brazo inversor de Ana y Pablo Serratosa fundado en 2007 tras la salida de ambos del accionariado de Nefinsa, llevó a cabo una nueva adquisición inmobiliaria con la compra del edificio Mediterráneo.

El inmueble tiene una superficie de cerca de 11.000 metros cuadrados dedicados íntegramente a oficinas y plazas de garaje y cuenta con inquilinos de primer nivel como Naturgy, Indra y Haya Real Estate. «Se trata de uno de los edificios de oficinas emblemáticos de Valencia» afirma el presidente de Grupo Zriser, Pablo Serratosa, en referencia al inmueble tradicionalmente conocido como edificio Cemeco, ubicado en Cardenal Benlloch 67 y que históricamente albergaba oficinas de la antigua Bancaja.

La inversión inmobiliaria forma parte de la estrategia de inversión de Grupo Zriser. Según comenta su presidente, «los activos inmobiliarios en general, pero en concreto los edificios de oficinas, nos han aportado históricamente una interesante rentabilidad». Además, afirma que «nuestra división inmobiliaria que en esencia gestiona edificios, bien ubicados y con buenos inquilinos, nos permite reducir el riesgo global de nuestra cartera de inversiones y aportar valor a nuestros accionistas».

La división inmobiliaria de Grupo Zriser explota más de 27.000 metros cuadrados de oficinas repartidos en cinco edificios ubicados en distintas zonas de Valencia y cuenta con una ocupación media superior al 90%.