Iniesta, suplente como Xavi en el Mundial de Brasil

Iniesta, suplente como Xavi en el Mundial de Brasil

En la última cita mundialista Del Bosque se 'cargó' al azulgrana para dar entrada a Pedro, muy similar a lo que ha hecho Hierro al situar a Asensio por el manchego

Javier Varela
JAVIER VARELAMadrid

Dicen que cada maestrillo tiene su librillo y con los entrenadores es similar. Es verdad que Fernando Hierro es el seleccionador y que hace cuatro años era Vicente del Bosque, pero la suplencia de Andrés Iniesta ante Rusia en los octavos de final de la Mundial es muy similar a lo que ocurrió con Xavi Hernández en el Mundial de Brasil en el partido ante Chile.

Entonces, el centrocampista azulgrana no pudo despedirse en el césped de su último gran torneo con la selección y dependiendo de cómo vaya el choque de octavos de final, puede ocurrir lo mismo con el manchego.

Pero la ausencia de Iniesta, como entonces la de Xavi, no es la única similitud con aquella decisión de Vicente del Bosque. Fernando Hierro ha dado entrada a Asensio, como en Brasil el que tuvo la oportunidad fue Pedro. Una decisión que pareció una renuncia al estilo que había identificado a España y quién sabe si puede ocurrir lo mismo en Rusia.

Julián Calero, ayudante de Fernando Hierro, ha explicado antes del choque en los micrófonos de Mediatset que «Andrés va a ser de mucha utilidad. Es una decisión técnica que esperamos salga como todos pensamos». Además, aclaró que «Fernando es claro y cariñoso con ellos y se lo hemos explicado. No hay ningún problema y ha quedado todo aclarado. Es un partido en el que se verá a la verdadera España».

Sobrepasada ya la hora de partido, y con empate a uno en el marcador, Fernando Hierro decidió introducir a Iniesta como primer revulsivo para abrir el muro de Rusia. Suya fue la mejor ocasión de España en la segunda mitad, con una volea pegada al poste desde la frontal que Akinfeev acertó a despejar. El sustituido para dar entrada al manchego fue David Silva, precisamente un futbolista que ya vivió otro 'banquillazo' en un Mundial.

El caso de Silva

En Sudáfrica 2010 y después del tropiezo inicial e inesperado ante Suiza la opinión pública pedía a un joven Busquets en el banquillo, entendiendo que con Xabi Alonso la posición de mediocentro quedaba cubierta. Del Bosque, fiel defensor del de Badía, se decantó finalmente por sentar a Silva, que había sido un fijo tanto en la Eurocopa 2008 como durante la fase de clasificación para Sudáfrica. No volvió a jugar en todo el Mundial.

La situación del canario, eso sí, fue bien diferente a las de Xavi e Iniesta. Silva todavía tenía 24 años y toda una carrera por delante en 2010, como después ha demostrado. Contra Rusia cumplió su partido número 125 como sexto español con más internacionalidades, a sólo una del mítico Andoni Zubizarreta.