Ida de la segunda fase previa

El Espanyol arrolla al Stjarnan en su regreso a Europa

Facundo Ferreyra (d) celebra con Wu Lea un gol. /Alejandro García (EFE)
Facundo Ferreyra (d) celebra con Wu Lea un gol. / Alejandro García (EFE)

Ferreyra y Borja Iglesias se repartieron los goles ante los islandeses

EFECornellà de Llobregat (Barcelona)

El Espanyol venció con contundencia (4-0) al Stjarnan islandés en el RCDE Stadium, con todos los goles en la segunda parte del partido de ida de la segunda ronda previa de la Liga Europa y que supuso el regreso a competición continental del club blanquiazul doce años después.

El cuadro islandés salió con un planteamiento muy conservador y se limitó a aguantar las constantes llegadas del anfitrión. El único aviso destacable del rival fue un disparo desviado de Halldórsson a los siete minutos. El partido, más allá de esto, fue un claro monólogo blanquiazul.

4 RCD Espanyol

Diego López, Javi López, Lluis López, Naldo, Pedrosa (Dídac, min.73); Darder, Víctor Sánchez (Marc Roca, min.53), Granero (Wu Lei, min.53), Melendo; Ferreyra y Borja Iglesias.

0 Stjarnan FC

Björnsson; Jóhann Laxdal, Rauschenberg, Gudjónsson, Daniel Laxdal (Runarsson, min.62), Aegisson; Ragnarsson, Hauksson (Fodilsson, min.83), Hédinsson, Halldórsson y Hafsteinsson (Baldvinsson, min.47).

Goles
1-0, min.49: Ferreyra; 2-0, min.57: Ferreyra; 3-0, min.59: Borja Iglesias; 4-0, min.63: Borja Iglesias.
Árbitro
Alain Durieux (Luxemburgo).
Incidencias
partido correspondiente a la ida de la segunda fase previa de la Liga Europa disputado en el RCDE Stadium ante 19.122 espectadores.

De todos modos, el Espanyol tenía problemas para llegar con suficiente veneno al área del portero Björnsson. Los 'pericos' lo intentaban con centros de banda y juego asociativo, además de tiros lejanos, pero la defensa islandesa no daba tregua. La envergadura de la zaga visitante complicaba sus intentos.

En media hora de partido, los de David Gallego ya habían forzado cinco saques de esquina y el rival, ninguno. El marcador, pese a todo, seguía atascado en el empate a cero. Al final de la primera parte aparecieron los primeros silbidos por parte de los aficionados locales: pedían más claridad de ideas y pegada arriba.

En la reanudación, el escenario cambió rápido. Ferreyra marcó en el minuto 49 y rompió la tensión previa. El argentino remató de cabeza un centro de Pedrosa desde la banda izquierda. Siete minutos después, el atacante volvió a ampliar la ventaja tras una asistencia de Borja Iglesias.

El 2-0 en contra despertó al Stjarnan, que avanzó por primera vez sus líneas. No sirvió de nada, ya que en el minuto 60 Borja Iglesias reclamó su parte de protagonismo: el Panda recortó con habilidad y sentenció el choque. La afición periquita pidió al futbolista que siguiera en la entidad el próximo curso.

El gallego siguió haciendo méritos. En el 68, el punta culminó una jugada combinativa entre Pedrosa, Wu Lei y Granero para poner un 4-0 que dejaba muy encarrilada la eliminatoria. El Espanyol se gustaba, ganó en confianza y desparpajo, y el Stjarnan había desaparecido del RCDE Stadium. El resto, un trámite sin más sorpresas en el luminoso.