Clasificación definitiva Eurovisión 2019

Clasificación final de Eurovisión 2019./
Clasificación final de Eurovisión 2019.

Resultados de las votaciones y las puntuaciones de cada país en el festival de Eurovisión 2019 (tras la modificación del error de los votos de Bielorrusia)

LP

1. Holanda (Países Bajos) 498 puntos: Duncan Laurence canta 'Arcade'

2. Italia 472 puntos: Mahmood canta 'Soldi'

3. Rusia 390 puntos: Sergey Lazarev canta 'Scream'

4. Suiza 364 puntos: Luca Hänni canta 'She Got Me'

5. Noruega 338 puntos: KEiiNO canta 'Spirit in The Sky'

6. Suecia 331 puntos: John Lundvik canta 'Too late for love'

7. Macedonia del Norte 305 puntos: Tamara Todevska canta 'Proud'

8. Azerbaiyán 302 puntos: Chingiz canta 'Truth'

9. Australia 284 puntos: Kate Miller-Heidke canta 'Zero Gravity'

10. Islandia 234 puntos: Hatari canta 'Hatrid mun sigra'

11. República Checa 157 puntos: Lake Malawi canta 'Friend of a friend'

12. Dinamarca 120 puntos: Leonora canta 'Love is forever'

13. Chipre 109 puntos: Tamta canta 'Replay'

14. Malta 107 puntos: Michela Pace canta 'Chameleon'

15. Eslovenia 105 puntos: Zala Kralj y Gašper Šantl cantan 'Sebi'

16. Francia 105 puntos: Bilal Hassani canta 'Roi'

17. Albania 90 puntos: Jonida Maliqi canta 'Ktheju tokës'

18. Serbia 89 puntos: Nevena Božovic canta 'Kruna'

19. San Marino 77 puntos: Serhat canta 'Say na, na, na'

20. Estonia 76 puntos: Victor Crone canta 'Storm'

21. Grecia 74 puntos: Katerine Duska canta 'Better love'

22. España 54 puntos: Miki canta 'La venda'

23. Israel 35 puntos: Kobi Marimi canta 'Home'

24. Bielorrusia 31 puntos: Zena canta 'Like it'

25. Alemania 24 puntos: S!sters cantan 'Sister'

26. Reino Unido 11 puntos: Michael Rice canta 'Bigger than us'

Eurovisión 2019

Holanda gana el festival de Eurovisión 2019

Texto AFP

Holanda granó este domingo el Festival de Eurovisión con la balada 'Arcade', interpretada por Duncan Laurence, en una edición que no estuvo libre de política, incluso durante la actuación de Madonna, invitada a la gala final.

El candidato holandés, de 25 años y que se perfilaba como favorito según las apuestas, quedó por delante de los representantes de Italia y de Rusia y proporcionó a su país una primera victoria en 44 años con una balada inspirada en la desaparición de un ser querido.

«Mi sueño se hizo realidad», dijo Duncan Laurence ante la prensa.

«¡Estupendo!», reaccionó el primer ministro holandés, Mark Rutte. «Menuda actuación de @dunclaurence, que logró mantener su posición de favorito con una presentación sublime y poderosa».

Duncan de Moor, su nombre verdadero, era relativamente poco conocido en Holanda antes de ser elegido para representar al país en Eurovisión. El cantante, que en 2016 se declaró abiertamente bisexual, explicó que su amor por la música le proporcionó un refugio durante su infancia, en la que sentía como un «mini Harry Potter».

«Creo que lo más importante es ser fiel a cómo eres [...] a lo que amas, aunque tengas una sexualidad diferente», dijo a los periodistas tras el espectáculo.

El tema de Duncan Laurence, que quedó en tercera posición después de la votación del jurado de profesionales, subió a lo alto de la lista gracias a los votos de los telespectadores.

El representante de España, Miki, quedó en 22º posición y cerrando la lista de 26 participantes se situó Reino Unido.

La edición de 2019 de Eurovisión cumplió con las expectativas de efusión de brillo y extravagancia. La final del festival, declarado abiertamente apolítico, estuvo precedida por llamados al boicot de parte de los activistas propalestinos y no estuvo libre de controversia.

Varios medios locales destacaron la imagen de dos de los bailarines de Madonna, la gran estrella invitada del evento, que portaban las banderas israelí y palestina en sus espaldas durante la actuación de la reina del pop, un aparente llamado a la unidad.

Por su parte, los integrantes del grupo Hatari, representantes de Islandia, mostraron banderolas con los colores palestinos durante el anuncio de los resultados, motivando silbidos entre el público.

La Unión Europea de Radiodifusión, organizadora del evento, reaccionó en un comunicado señalando que la referencia política realizada por los bailarines de Madonna no aparecía en los ensayos aprobados por el organismo. Eurovisión «es un evento apolítico y Madonna había sido informada de ello», remarcó.

Respecto a Hatari, sus actos «infringen» las reglas del concurso y la dirección del mismo «debatirá las consecuencias».

Madonna interpretó junto al artista hip hop Quavo su nuevo single, 'Future', que forma parte de su próximo álbum de estudio, 'Madame X'.

Su interpretación del nuevo tema y de la archifamosa 'Like a prayer', que cumple 30 años, fueron criticados en redes sociales.

Previamente, la ganadora de la edición 2018, la israelí Netta Barzilai, inició con su actuación la gala en la que participaron los representantes de 26 países.

Decenas de millones de personas de todo el mundo siguieron la que se autoproclama como la mayor competición musical del mundo.

Conocida por su animada vida nocturna, Tel Aviv, parecía una localización perfecta para acoger esta cumbre de la extravagancia musical y televisiva. La capital económica y cultural de Israel se enorgullece de ser una ciudad moderna, cosmopolita, acogedora y un refugio para el colectivo LGTB (fiel seguidor de Eurovisión).

Eurovisión 2019