La remodelación de la plaza de San Agustín se desarrollará en 2019

Una de las paradas de la EMT en la plaza de San Agustín. / manuel molines
Una de las paradas de la EMT en la plaza de San Agustín. / manuel molines

La cuarta de las grandes plazas de la ciudad recibe cientos de autobuses cada hora y el Consistorio pretende reducir el tráfico rodado en ella

Álex Serrano
ÁLEX SERRANO

El Ayuntamiento de Valencia prepara estos días los pliegos de condiciones para las obras de reurbanización de la plaza de San Agustín, la cuarta de las grandes plazas del centro que el tripartito quiere remodelar antes de las elecciones. La intención de la concejalía de Urbanismo es que las obras comiencen en 2019. Con los trabajos en San Agustín terminará la remodelación de las plazas del centro, que el Consistorio considera clave para transformar el modelo de movilidad que heredaron de las décadas de gobierno del Partido Popular.

Así se desprende de una pregunta realizada por el concejal de Ciudadanos, Narciso Estellés, en la comisión de urbanismo sobre los proyectos planeados para 2018. En ese listado figura la redacción de los pliegos de condiciones para la reurbanización de la plaza, un proyecto que dependerá de la concejalía que preside Vicent Sarrià y no de la de Movilidad. Las obras en San Agustín tendrán una importante afección al tráfico que discurre por el centro de la ciudad. Ahora mismo llegan a la plaza un total de 9 líneas de la EMT, incluidas cuatro nocturnas. Además, por la zona discurren otras tres que paran en la misma puerta de la iglesia de San Agustín.

La intención del Consistorio es reducir la cantidad de autobuses que entran a la plaza y también la de coches. Se estudia la posibilidad de deshabilitar el giro desde la calle Xàtiva hacia la calle San Vicente Mártir para así disminuir la cantidad de vehículos que acceden al centro por ese punto y reducir la circulación por San Vicente en dirección a la avenida María Cristina y la plaza del Ayuntamiento. Los vecinos han afeado en varias ocasiones al Consistorio que no haya emprendido la remodelación de las plazas del centro de manera conjunta porque consideran que se necesita una intervención integral dado que los enclaves más importantes (plazas del Mercado, de la Reina, del Ayuntamiento y de San Agustín) están conectados. Creen que una actuación en cualquiera de ellas afectará, asimismo, a las otras. Para 2018 queda también el concurso de ideas y redacción del proyecto de reurbanización de la plaza del Ayuntamiento.

Urbanismo también desarrollará, durante 2018, otros proyectos en Ciutat Vella, como la rehabilitación de varios edificios en la plaza Doctor Collado, a espaldas de la Lonja de la Seda o la construcción de un equipamiento sociocultural en la plaza del Pilar, que implicará la mejora de la conexión de este enclave con la calle Guillem de Castro. El Ayuntamiento también construirá un nuevo edificio que servirá de centro cultural en el espacio delimitado por las calles Brodadors, Pujada al Toledà y Micalet, así como las reurbanizaciones de la plaza Ciudad de Brujas y de la Reina, que comenzarán a lo largo de este año una vez termine el concurso de ideas sobre la primera y el plazo de licitación de las obras de la segunda. Los trabajos en la Reina comenzarán en verano después de que el Consistorio anunciara, por boca del alcalde, que las obras se retrasan tras explicar que iban a comenzar antes de Fallas , durante el primer trimestre.

Fotos

Vídeos