Decenas de palomas aparecen muertas en el barrio de Malilla

Varias de las palomas muertas, en un solar de Malilla./M. Molines
Varias de las palomas muertas, en un solar de Malilla. / M. Molines

La Policía Local de Valencia investiga la aparición de los animales mientras la delegación de Bienestar Animal asegura que las aves no han sido envenenadas

Álex Serrano
ÁLEX SERRANO

Estupefacción, sorpresa y un poco de miedo son las sensaciones entre las que se debaten los vecinos de Malilla, que entre el martes y hoy, miércoles, vieron aparecer decenas de palomas, algunos dicen que cerca de un centenar, muertas en los solares y calles del barrio. Los animales aparecen en el suelo y algunos las han visto incluso caer del cielo a plomo.

La Policía Local de Valencia ya investiga el suceso, que fue especialmente notorio el martes en el solar entre la carrera de Malilla y la calle Oltà, donde aparecieron entre veinte y treinta aves muertas. En concreto, es la Unidad Medio Ambiental la que, en colaboración con los servicios municipales de veterinaria, está investigando lo sucedido. «Se está a la espera de resultados oficiales sobre las causas por las que han fallecido estos animales», han explicado fuentes de la Policía Local.

Sin embargo, la concejala de Bienestar Animal, Glòria Tello, ha respondido a preguntas de LAS PROVINCIAS que una necropsia realizada a una de las aves muertas y recogidas en el solar de Malilla «no presenta signos de intoxicación», que era la hipótesis más plausible entre los residentes en el barrio. De hecho, hay incluso algunos que apuntan que algunos perros podrían haberse intoxicado al comer un pienso para aves localizado frente a una papelería y el instituto del barrio. Pero desde Bienestar Animal insisten: «La conclusión veterinaria es que no ha habido intoxicación».

A la espera de saber qué ha pasado con estos animales y, sobre todo, de comprobar si el suceso se sigue repitiendo en días posteriores, lo cierto es que la alarma cundió ayer en el barrio. Incluso en las redes sociales se alertaba a quienes paseaban a sus perros por el solar y había varios testimonios que indicaban que las aves aparecieron en varios puntos de todo el barrio, incluso en calles más pobladas.

Fotos

Vídeos