Ayuntamiento y Universitat acuerdan vallar el campus de Tarongers para evitar el botellón

S. V. VALENCIA.

La junta de gobierno aprobó ayer un convenio con la Universitat de València (UV) que permitirá vallar todo el perímetro del Campus de Tarongers de la institución académica para paliar los problemas de botellón y de seguridad ciudadana. Asimismo, en este convenio se recoge acometer la ampliación del IES Ramón Llull y poder contar con un jardín de 23.000 metros cuadrados para uso ciudadano.

«Este convenio da solución a una demanda de la Universitat que pedía poder cerrar con una valla todo el perímetro de su sede en la Avenida del Tarongers», explicó la edil responsable del área Educación y portavoz del gobierno municipal, Maria Oliver. Fue la alcaldesa Rita Barberá quien decidió en 2011 el primer vallado del campus para evitar los macrobotellones semanales.

Fotos

Vídeos