Las Provincias

Cosidó subraya su «total convicción» de haber encontrado al pederasta de Ciudad Lineal

El director general del Cuerpo Nacional de Policía, Ignacio Cosidó (c)
El director general del Cuerpo Nacional de Policía, Ignacio Cosidó (c) / Efe
  • El director general de la Policía recalca su naturaleza «extraordinariamente peligrosa»

El director general de la Policía, Ignacio Cosidó, declaró ayer su «especial satisfacción por el deber cumplido» tras haber detenido al presunto pederasta de Ciudad Lineal (Madrid), «un éxito» en palabras de Cosidó, porque se le acusa de cinco agresiones sexuales a menores, a las que «había hecho tanto daño», más otras tres tentativas.

Ignacio Cosidó, que inauguró ayer en Palencia una exposición con motivo de los actos del Día de la Policía, reconoció el trabajo de las unidades del cuerpo de seguridad, que ha acometido «una investigación larga, dura y difícil», que se ha superado, según el director general de la Policía, gracias a «la perseverancia y determinación de saber que teníamos que dar una respuesta a la sociedad».

Respecto a la investigación en curso, Cosidó, que recalcó su respeto hacia el secreto de sumario, transmitió «la total convicción de que esta es la persona que ha cometido esas agresiones», de la que destacó su condición «extraordinariamente peligrosa, muy cuidadosa para no dejar rastro de sus crímenes, y que ha obligado a una investigación muy sofisticada, poniendo en juego todos los medios técnicos y mucho esfuerzo humano para lograr detenerle».

Asimismo, el director general de la Policía Nacional aclaró la existencia de «varios indicios» que han conducido a la detención del presunto pederasta, y admitió que el momento de la detención se retrasó hasta que los investigadores tuvieron «suficientes pruebas como para ponerle en disposición de la autoridad judicial, y cuando se evitase el menor riesgo». Por otra parte, valoró la «máxima exhaustividad aplicada para encontrar cualquier prueba que pueda volver a servir» para demostrar su culpabilidad. «Esta persona no puede volver a cometer ninguna violación de estas características tan crueles», concluyó Ignacio Cosidó.