Rius sobre las primarias de Compromís: «Me he dado un hostiazo. Los partidos pactan»

Xavier Rius, portavoz de Compromís en la Diputación de Valencia. / irene marsilla
Xavier Rius, portavoz de Compromís en la Diputación de Valencia. / irene marsilla

El portavoz de la coalición en la Diputación admite su mal resultado y lamenta que los repartos entre el Bloc e Iniciativa enturbien las elecciones

BURGUERA

valencia. Las primarias de Compromís se zanjan, según los dirigentes de la coalición, con un gran éxito por la enorme participación (más de 34.000 personas, entre militantes y simpatizantes) y porque los resultados han sido los predilectos: Oltra muy refrendada, Fran Ferri, Vicent Marzà y Aitana Mas de ganadores, Morera con un buen resultado... final feliz. O no. También se ha producido daños colaterales. Algunos destacados cargos de la coalición no han obtenido resultados muy brillantes. Es el caso de Natxo Costa (director general de Comercio), o de los diputados provinciales de Valencia y de algunos diputados de Les Corts como Paco García, muy por detrás en las listas en relación a su peso en Iniciativa.

Uno de esos damnificados por las primarias es Xavier Rius, portavoz de Compromís en la Diputación de Valencia, donde es responsable del Área de Cultura y que se presentó para ocupar un puesto en la candidatura autonómica. Su resultado ha sido malo. Logró 847 puntos, muy alejado de las primeras posiciones, concretamente en el puesto 21, sin posibilidades en la lista.

Rius reconoce su decepción por el escaso eco de su campaña interna: «Me he de dado un hostiazo terrible». Sin embargo, también expresa un evidente desencanto por los movimientos internos, los acuerdos entre candidatos y los partidos que integran la coalición: los nacionalistas del Bloc, Iniciativa del Poble Valencià (la formación que lidera Mónica Oltra) y Els Verds.

«Me equivocado totalmente la estrategia», admitió ayer Rius al ser preguntado por este diario por su balance de las primarias.

Rius considera que «existen movimientos internos de gente pidiendo el voto unos para otros. Yo pensaba que no me haría falta llegar a pactos con gente del Bloc, de Gent de Compromís, Els Verds o de Iniciativa para negociar con ellos que me diesen votos a mí y yo a ellos... Yo pensaba que eso estaba superado, que la gente votaba por su apreciación personal sobre la gestión o lo que proyectas, pero no es así. Ves pactos de gente del Bloc e Iniciativa que se reproducen en los diferentes municipios».

«Tengo que reconocer que todavía eso (los pactos, acuerdos entre las organizaciones de los diferentes partidos) está muy asentado dentro de la organización de Compromís y creo que nos equivocamos los que pensábamos que eso estaba superado y que Compromís tenía una consistencia propia y no dependía de los pactos entre los partidos. Pues no es así», señaló Rius, que respecto a su posición en las primarias, muy alejado de los puestos destacados hace un contundente balance: «Reconozco que me he dado un hostiazo terrible. Los partidos pactan y eso está muy asentado, lo cual no quiere decir que el sistema de elección sea malo. De hecho, yo soy de los que dicen, viva las primarias». En las primarias celebradas de cara a los comicios de 2015 también se produjeron este tipo de pactos entre candidaturas con el fin de afianzar liderazgos o de 'castigar' a algunos aspirantes que no eran del agrado de los otros partidos de la coalición.

Más