El Círculo de Empresarios tacha de «casta» a CEOE, UGT y CC OO

Les ve "herederos de los sindicatos verticales del franquismo" y cree que, aunque "parece que se reinventan", se habían convertido en "un brazo más del Gobierno"

R.C. MADRID

La presidenta del Círculo de Empresarios, Mónica de Oriol, volvió a protagonizar este miércoles unas declaraciones polémicas, al acusar a los agentes sociales de «funcionar como casta». El motivo de tal afirmación, según argumentó, es que se dedican a «defender sus intereses sectoriales» en vez de apostar realmente por la competitividad de las empresas y, por extensión, de la propia economía española.

«Afortunadamente parece que se están reinventando en los últimos dos o tres años, pero se habían convertido en un brazo más del Gobierno», dijo en Barcelona ante el foro Mujer y Liderazgo organizado por la escuela de negocios Esade, donde aprovechó para descalificar la labor tanto de CEOE_como de UGT y CC OO. A su juicio, unos y otros son «herederos de los sindicatos verticales del franquismo», y sólo les diferencia que el primero representa a los empresarios y los segundos a los trabajadores.

También arremetió contra los desempleados ya lo hizo a finales de abril al afirmar que los jóvenes sin formación (los llamados ninis) no valen para nada, palabras que tuvo que matizar poco después por ser poco afortunadas aunque insistió en criticar en que la ley obligue a pagar un sueldo por ellos-, al demandar que se vincule el acceso a la prestación por paro a la búsqueda activa de un empleo. Y es que, según ella, algunos piensan que esa ayuda es como «tener dos años de vacaciones».

Al respecto precisamente de la formación, lamentó que en España exista una sobrecualificación profesional fundamentalmente a nivel de titulación- que contrasta con la falta de graduados suficientes en Formación Profesional (FP) y el poco conocimiento de idiomas extranjeros, incluido el inglés. "Es un drama en España apuntó-, porque nos quedamos en el 'my tailor is rich' y en las playas los camareros no saben contestar más allá de la tercera pregunta en esa lengua.

Críticas "al poder" y a Podemos

Sus reproches se extendieron, además, a los liberados sindicales personas que cobran un sueldo y no trabajan, criticó- y al exceso regulatorio que, en su opinión, todavía sufre "un país donde tienes que desayunar cada día con el BOE para estar legal". El problema, dijo, es que luego "nos da miedo criticar al poder porque en cuanto sacas un poco la patita te manda un inspector de Hacienda o uno laboral. Y luego te cierran la empresa o te ponen multas", añadió.

De Oriol minusvaloró la reforma fiscal presentada estos días por el Ejecutivo, puesto que para ella no pasa de ser simplemente «una rebaja selectiva de impuestos». Lamentó a este respecto que no se haya sido más ambicioso para favorecer a las pequeñas y medianas empresas (pymes), que es la que al final paga más a Hacienda, porque "la maraña de deducciones está diseñada para las grandes compañías.

Por último, la presidenta del Círculo de Empresarios hizo un extraño y llamativo guiño a la formación de izquierdas Podemos, fortalecida tras su éxito en las últimas elecciones europeas. Su entrada en el mapa político español ha sido sanísima, afirmó, pues refleja una sociedad con ganas de cambiar las cosas. Eso sí, criticó con firmeza algunas de sus propuestas como la nacionalización de la banca, si bien ironizó con la necesidad de crear un Podemos de derechas.