Lunes, 16 de julio de 2007
Registro Hemeroteca

en

EDICIÓN IMPRESA

Castellón
La altura media en España es superior a 1,75 metros
Un estudio asegura que los españoles de ahora miden 12 centímetros más que los de finales del siglo XIX
Un estudio asegura que los españoles de ahora miden 12 centímetros más que los de finales del siglo XIX
Los españoles bajitos, regordetes y peludos de la década de los sesenta del siglo pasado son hoy, cincuenta años después, más altos, tienen más “michelines”, también más pelo, aunque se depilan más, y, en general, son mucho más coquetos que entonces. Según el estudio Estadísticas históricas de España en los siglos XIX y XX, publicado por la Fundación BBVA, la altura media de los españoles sobrepasa los 1,75 metros, doce centímetros más que a finales del XIX.

La Asociación Española de Pediatría ha fijado la talla media de los hombres españoles en 1,76 metros, un centímetro más que la media europea, y la de las mujeres en 1,61 metros, tres centímetros menos que la media de sus vecinas de continente.

Otra investigación, del Hospital Materno-Infantil de Vall d’Hebron de Barcelona, sitúa la altura media en España en 1,73 metros para hombres y en 1,64 para mujeres. Dolores Marrodán, profesora de Antropología Física en la Universidad Complutense, advierte del dato significativo según el cual en el siglo XX las diferencias de estatura más notables se produjeron en torno a la pubertad.

Así, las chicas de 12 años medían a finales de siglo pasado una media de 20,9 centímetros más que las del XIX, y 23,8 los chicos de 13. “Un crecimiento espectacular”, destaca. Los varones ganaron una media de 1,2 centímetros por década. Otro dato significativo: hace un siglo las niñas tenían su primera regla a los 14 años, y hoy normalmente a los 12,8.

Los españoles crecimos a buen ritmo durante el siglo pasado, especialmente a partir de la revolución industrial de los 70, debido a una mejora radical en las condiciones de vida. El pediatra Manuel Hernández sostiene que hemos tocado techo.

“No podemos crecer sin interrupción. Tenemos el esqueleto que tenemos, condicionado por nuestra estructura como especie animal”, comentan desde la Sociedad Española de Antropología Física.

La nutrición, la salud y el ejercicio han contribuido, según el informe BBVA, a ese crecimiento, pero también la mejora en las condiciones de trabajo, de carácter medioambiental y la estabilidad política y social.

Con relación a nuestro entorno europeo “los cambios en la población española –afirma Calderón– han sido tardíos, pero mucho más rápidos”.

 
Vocento

Contactar | Mapa web | Aviso legal | Política de privacidad | Publicidad

Canales RSS