Sábado, 17 de marzo de 2007
Registro Hemeroteca

en

EDICIÓN IMPRESA

Alberic
El Ayuntamiento de Alberic promete crear dos nuevos pozos de riego
La Unió advierte de que vigilarán “para comprobar que cumplen su palabra”
La Unió advierte de que vigilarán “para comprobar que cumplen su palabra”
El Ayuntamiento de Alberic se comprometió en una reunión celebrada con más de 150 agricultores, a habilitar “dos pozos de riego más, y a recuperar el agua de las depuradoras para intentar hacer frente a los graves problemas que la sequía está causando”, explicó ayer el secretario local de la Unió de Llauradors en el municipio, Josep Carles Martínez.

“El compromiso que ha adquirido el Consistorio -comentó Martínez- da para ser optimistas, siempre y cuando lo cumplan”. Por eso, advirtió, “desde la Unió nos mantendremos vigilantes para asegurarnos de que mantienen su palabra”.

Eso es lo único que tienen por ahora, ya que, añadió el representante de la Unió, “todavía no nos han dado los plazos de ejecución, ni se ha hablado de la inversión”. Sin embargo, el sindicato agrario confía en que el Ayuntamiento cumpla lo que ha prometido.

“Sufrimos por la falta de agua”
El agua o, mejor dicho, la escasez de agua, fue el tema principal de la reunión organizada por la Unió en Alberic. “El año pasado sufrimos más de lo que tocaba por las restricciones de agua y éste no queremos que pase lo mismo”, comentan.

Los agricultores de Alberic “sólo gastaban los pozos de sequía de ocho de la mañana a cinco de la tarde; los fines de semana no se trabajaba, algo que no se ha hecho en la vida. Unas restricciones -aseguró- que hicieron mucho daño”. Además, continúa, “todo esto ha causado mucho malestar entre los agricultores”.

Lo que piden, además de estos dos pozos que creará el Ayuntamiento, es que la Confederación Hidrográfica del Júcar dé su visto bueno para habilitar tres más. Actualmente, “en Alberic hay cinco pozos, pero se necesitan cinco más”, señaló.

Hay que tener en cuenta que, por culpa de la sequía, como mínimo, los agricultores tendrán que hacer frente a “restricciones de un 20% del agua disponible”, en comparación con otros años.

Una cantidad considerable, sobre todo si se tiene en cuenta que el campo viene arrastrando, desde hace ya tiempo, el problema de la escasez de agua provocado por la falta de lluvias y una política hídrica que, en general, no siempre es la más adecuada.

El precio de los cítricos
La sequía no es el único problema grave al que tienen que hacer frente los agricultores de la comarca. Junto a él, los labradores debaten cómo combatir la labor de los intermediarios y conseguir que les paguen un precio justo por los cítricos.

“La situación es desesperante”, lamentó el representante de la Unió al referirse al precio que están pagando a los agricultores por el kilo de cítrico en el campo.

“Ni siquiera pueden cubrir los costes de producción. La gente está acobardada y son muchos los que están planteándose no volver a plantar”, aseguró.

El problema no es sólo que se pague poco a los agricultores, sino que luego, “el precio de venta a los consumidores es normal. No se ve reflejado en él lo poco que se cobra en el campo”.

“La liquidación -de la última cosecha- está siendo desastrosa”, reiteró. No hay palabras para describir la situación de desánimo y abatimiento que hay entre los agricultores, un sector que, hace años, tiraba de la economía española y que, ahora, parece abocado a la desaparición por culpa de unas políticas agrícolas desastrosas que parecen más encaminadas a arruinar a los labradores que a ofrecerles alternativas reales y eficientes.

laribera@lasprovincias.es

 
Vocento

Contactar | Mapa web | Aviso legal | Política de privacidad | Publicidad

Canales RSS